Con mercados cerrados, el Gobierno necesita más de u$s 5.000 millones para cubrir 2012

Economistas no ven alternativas para cubrir los vencimientos del año próximo sin emitir nueva deuda en el mercado. Esta semana se presenta el proyecto de Presupuesto 2012.

Por
13deSeptiembrede2011a las07:54

Si no saca un conejo de la galera a último momento, el Poder Ejecutivo necesitará conseguir en los mercados financieros internacionales al menos u$s 5.000 millones para cubrir todos los vencimientos de deuda del año entrante. Así se desprende de distintos informes privados, que remarcan el fin de las reservas de libre disponibilidad del Banco Central y el agotamiento de cajas alternativas.

El Gobierno deberá afrontar en 2012 vencimientos por unos u$s 16.800 millones, según distintos consultores privados –el Estudio Bein, Economía & Regiones, el Ieral y otros cálculos–. Alrededor de la mitad de esa suma está en manos de dependencias públicas, lo que facilita su refinanciamiento. El resto, –entre u$s 8.200 y u$s 9.600 millones, según las distintas fuentes–, se encuentran en el mercado.

Los economistas coinciden en que las fuentes de financiamiento interno se agotan. Para el Ieral, quedarán en diciembre unos u$s 2.000 millones de reservas de libre disponibilidad, aunque indicó que “difícilmente puedan disponerse reservas del BCRA para pagar deuda”. Bein y otros analistas entienden que ese cálculo dará cero en 2012, a menos que el Gobierno cambie la ecuación de la ley de Convertibilidad.

En ese escenario, la salida al mercado es el único camino que ven los consultores, en momentos en que la tasa implícita del bono Global 2017 –el último que emitió la Argentina, para pagar intereses de la reapertura del canje– está en 8,63% en dólares. Al respecto, Standard & Poor’s mantuvo ayer en “B” y estable la calificación de la deuda argentina (ver aparte). Ambas condiciones podrían cambiar con un acuerdo con el Club de París.

La estimación más optimista es la del Estudio Bein, que considera necesario emitir un bono por u$s 5.009 millones para cubrir la diferencia entre vencimientos, recursos y colocaciones intra sector público. Según sus cálculos, el Gobierno enseñará el año entrante un superávit fiscal de u$s 3.200 millones que incluye rentas de la ANSeS y el Central y empleará al máximo las cajas disponibles: el 30% de las disponibilidades de la ANSeS, el 15% de los plazos fijos del Tesoro y los adelantos transitorios del Central (u$s 3.300 millones).

Los u$s 5.000 millones restantes son “un número manejable aún con las restricciones crediticias actuales”, afirmó la consultora. Sus cálculos contemplan una moderación del gasto público, hasta un crecimiento de 18%.
Para el Ieral, las necesidades de financiamiento son algo mayores y llegan a los u$s 6.225 millones, si se usan esos u$s 2.000 millones de reservas para cubrir vencimientos en manos de privados por u$s 8.225 millones. “Lo bueno es que de los servicios que vencen entre 2011 y 2015 son fácilmente refinanciables”, destacó en un informe.
Economía & Regiones estimó necesidades por u$s 7.300 millones una vez empleadas las fuentes de financiamiento internas. Otro informes dan cuenta de la necesidad de cubrir entre u$s 5.000 y 7.000 millones.

El Gobierno, en tanto, dejó trascender que hará lo imposible para no verse obligado a regresar el mercado. Se descuenta que agotará las fuentes de financiamiento internas, aunque no trascendió qué panorama financiero espera para 2012. Eso se sabrá en estos días, cuando presente el proyecto de Presupuesto.
Borradores del Presupuesto 2012 con los que trabaja Economía dan cuenta de un crecimiento para 2012 de entre 4,7% y 5,1%, una inflación del, 9,3%, un tipo de cambio de entre $ 4,38 y 4,50 por dólar y un superávit comercial de entre u$s 5.000 millones y u$s 7.000 millones.

Por Esteban Rafaele.

Temas en esta nota