El dólar sigue siendo muy buscado

Pese a que siguen vedadas las compras automáticas, en los bancos ya venden la mitad de lo que vendían antes.

09deNoviembrede2011a las07:49

Pese a que desde hace 10 días ya no es posible comprar dólares por ningún medio electrónico automático y hasta se restringieron las ventas por ventanilla (en algunas entidades sólo aceptan venderles a sus clientes -y sólo si la AFIP lo autoriza-, en aquellas sucursales en que tienen radicadas sus cuentas), los bancos ya venden al público la mitad de los dólares que vendían antes del control personalizado de las operaciones.

El dato surge de un relevamiento que La Nacion realizó ayer entre 5 entidades privadas de primera línea, en las que confiaron que, ya sea porque la AFIP haya introducido mejoras en el sistema de consultas o porque la ola de reclamos ante ese organismo deriva en progresivas habilitaciones, en la actualidad realizan la mitad de operaciones de ventas que se pactaban hasta el 28 de octubre, última jornada antes de la implementación de apuro de nuevas medidas de control.

"En número de transacciones, ya estamos en la mitad, pero el monto total de ventas es menor porque muchas de las operaciones validadas son por importes menores a los 1000 dólares", confiaron en una entidad, tras encarecido pedido de reserva.

"Aunque siempre hay demoras, el sistema se muestra ahora más expeditivo, lo que hace que el número de operaciones aumente. Te diría que estamos en la mitad de las que hacíamos antes de estas medidas, lo que no deja de ser un dato llamativo tomando en cuenta que los canales automáticos siguen bloqueados", se sinceró otro banquero, para nada sorprendido por que lo que calificó como "esta especie de veda" haya estimulado la demanda del público.

La referencia alude a que, desde el 31 de octubre, quedaron vedadas (y sin fecha de caducidad) las ventas de dólares por home banking (Internet), cajeros automáticos o banca telefónica, canales por los que ya se pactaban entre el 20 y el 25% de las operaciones minoristas. "Por conveniencia, comodidad o seguridad, cada vez más gente recurría a estos canales. Pero hoy buena parte de esa demanda se transfirió a las ventanillas, lo que genera problemas de atención y nos obligó, en algunas sucursales, a incrementar la cantidad de puestos de atención al público habilitados", reconocieron en una entidad extranjera.
La atracción de lo "prohibido"

Los datos muestran que el sistema de control personalizado de operaciones, aunque ayudó a reprimir parte de la demanda, no calmó la sed dolarizadora de los argentinos. Por el contrario, pareció incrementarla.

Los analistas sostienen que se trata de una reacción natural y que la eficacia del mecanismo ideado para tratar de frenar la corrida cambiaria habrá que medirla en algunas semanas, si todo se mantiene igual.

Por lo pronto, "se asiste al desdoblamiento del mercado cambiario en dos segmentos: el oficial, con una oferta igual o mayor que la demanda, y uno paralelo, con abundante demanda y escasa oferta, de lo que deriva una brecha creciente entre ambos", advirtió ayer el Centro de Estudios de la Nueva Economía de la Universidad de Belgrano. El fenómeno es perceptible ya en distintos sectores de la economía y comienza a tener notable influencia en el negocio turístico.

Mientras tanto, en los bancos sigue la preocupación por la sangría de los depósitos en dólares, que afecta a los que se mantenían en cuentas a la vista (la mitad de los US$ 15.000 millones depositados por ahorristas privados, ya que el resto está puesto en plazos fijos) y le hace perder al sistema disponibilidades por entre 150 y 200 millones por día.

Los retiros no cesan y, advertido de esta situación, el Banco Central ya les avisó a las entidades que están disponibles los pases en dólares, un mecanismo de préstamos de corto plazo (hasta 30 días) contra la entrega de títulos públicos en garantía para financiar los retiros, con la sola

Temas en esta nota