Bolsas de Europa cierran dispares en rueda volátil. Wall Street mantiene alzas

Pesa la incertidumbre por el reemplazante de Berlusconi en Italia. Madrid cedió 0,4%, Londres 0,3%, París 0,3% y Atenas 0,6%. En tanto, Fráncfort aumentó 0,7% y Milán 1%. En el recinto milanés, la candidatura de Mario Monti ayudó a cerrar con ganancias. El Banco Central Europeo compró deuda italiana y española para apaciguar temores. En Nueva York, cifras positivas del mercado laboral de EEUU sostienen al Dow Jones, que gana 0,9%. El S&P500 avanza 0,8% y el Nasdaq 0,3%.

Por
10deNoviembrede2011a las16:06

En jornada volátil, las principales bolsas europeas cerraron en baja en medio de temores a que las tensiones políticas para formar un gobierno de unidad en la endeudada Italia y los altos rendimientos de los bonos del país podrían profundizar la crisis de deuda europea.

"Los inversores siguen sin dudar de que Italia es una seria preocupación para la zona euro, e incluso para la economía global en su conjunto", dijo Angus Campbell, jefe de ventas de Capital Spreads.

"Si finalmente hay que rescatar (a Italia), en este momento no hay suficiente dinero en las arcas del EFSF o del FMI como para evitar que caigan en moratoria de deuda", añadió, refiriéndose al Fondo Europeo de Estabilidad Financiera y al Fondo Monetario Internacional.

Anteriormente los recintos subían por las novedades sobre Grecia y por ayuda del BCE. En tanto, Wall Street opera en positivo por los datos de empleo en EEUU.

"El mercado está totalmente empantanado y volátil, a causa de elementos políticos independientes de la macroeconomía", señaló Yves Marçais, de Global Equities.

En la Bolsa de Milán, los inversores apostaron por el fin de la incertidumbre política ya que Mario Monti, respetado economista, se perfilaba como el próximo jefe del gobierno tras la dimisión anunciada de Silvio Berlusconi.

Según fuentes del mercado, la Bolsa de Milán también estuvo sostenida por la intervención del Banco Central Europeo para comprar deuda italiana con el fin de reducir las tensiones ante una emisión de títulos convertida en examen.

Italia pagó unas tasas de 6,08% por los títulos de deuda a un año, casi el doble que en una operación similar del 11 de octubre (3,57%). A diez años, el rendimiento supera el 7%.

La prima de riesgo de Italia -el diferencial que pagan los bonos italianos a 10 años con los alemanes de referencia-, que alcanzó el miércoles brevemente los 574 puntos, se replegaba este jueves a 506 puntos tras la intervención del BCE.

Tras esta emisión, las tasas de los bonos a diez años italianos cayeron por debajo del 7% a 6,94%, tras haber subido a 7,483% la víspera.

Tasas superiores al 7% hacen prácticamente insostenible la colosal deuda italiana de 1,9 billones de euros (120% del PIB). Un eventual default de Italia, tercera economía de la zona euro, amenazaría la supervivencia de la Unión Monetaria y arrastraría a la economía mundial en la recesión.

En Wall Street, se mira con atención lo que sucede en Europa y la difusión de datos de empleo en EEUU. El número de solicitudes del seguro de desempleo en EEUU cayó en 10.000 a un nivel ajustado estacionalmente de 390.000 en la semana terminada el 5 de noviembre, desde la cifra de la semana anterior revisada a 400.000 solicitudes, dijo el Departamento de Trabajo.

En Asia, los mercados sufrieron particularmente este jueves las incertidumbres que asolan a la zona euro. La Bolsa de Tokio terminó con un repliegue de 2,91%, Shanghai de 1,80% y Hong Kong cayó más del 5%.

Temas en esta nota