El Central estudia medidas para liberar más dólares si la presión sobre los depósitos no cede

Habló con banqueros sobre cambios que podrían implementarse si las últimas medidas no tienen impacto. La intención es dar mayor margen de maniobra a las entidades. Ayer el drenaje de ahorros no aflojó. Algunos bancos ya empiezan a restablecer venta de dólares por Internet.

Por
15deNoviembrede2011a las07:43

No todas las cartas están echadas en el mercado cambiario. La pretensión oficial de “inundar con dólares” la city porteña podría necesitar algunas ayudas adicionales en las próximas semanas si el retiro de depósitos persiste al ritmo actual.

Frente a esta posibilidad, el Central estuvo conversando con bancos sobre tres nuevas disposiciones que aún tiene a mano para lanzar, entre fin de este mes y principios de diciembre, si hasta entonces se prolonga este escenario de escasez de divisas.

Son tres, de muy fácil aplicación, que apuntarían a liberar dólares mediante la modificación de los encajes de depósitos en moneda extranjera. La primera de ellas es una nueva reducción del porcentaje promedio que se les exige a las entidades tener guardado en el Central. Actualmente –tras el cambio del viernes pasado– éste es del 20% para cuenta corriente y caja de ahorro; y algo menor en los plazos fijos (debajo del 20% en los más largos, y más cercano a ese nivel en los más cortos). La propuesta ahora es llevarlo en diciembre a un promedio del 15%.

“Lo van bajar, si es necesario, hasta el nivel que le sirva al sistema. Pero todo dependerá de cómo sea la foto de noviembre”, explicó una fuente a El Cronista.

La segunda decisión recaerá sobre el plazo para cumplir con esa exigencia. Hoy los bancos deben mostrar al Central que el promedio de este requisito de liquidez sobre sus depósitos se ubicó en el 20% en el mes transcurrido. Pero la idea, ahora, es convertirlo en un promedio trimestral. Con esto se permitiría a las entidades un margen de maniobra más amplio: podrían mantener el encaje en dólares por debajo del 20% algunos días, siempre y cuando respeten el promedio trimestral, y tener entonces una mayor disponibilidad de divisas para el público.La medida, además, podría servir de “respiro” tras un período en el que las entidades sufrieron dificultades para cumplir con sus encajes. La tercera propuesta sería reducir la integración “mínima diaria” que deben cumplir las entidades. Es decir, el encaje que en determinados días los bancos se pueden permitir según la regulación: del 50% actual al 30%.

En el Central reconocieron que las medidas fueron charladas en las reuniones con banqueros, pero que no las consideran aún necesarias porque apuestan a que “en los próximos días el mercado se irá calmando”.

Con todo, según pudo consignar este diario, ayer continuó el retiro de depósitos en dólares del sistema. Y para algunos, incluso, “fue aún más intenso que en la semana pasada”. Algunas entidades restablecieron la venta de divisas online, suspendida desde la entrada en vigencia de los nuevos controles.

En el mercado de pesos también se notó cierta tensión: el call money (la tasa por préstamos de muy corto plazo), tanto para empresas como para bancos, se disparó de 10,5% a 14,5% (cerró en torno al 12,5%). “Sucedió que hubo menos colocaciones frente a la misma demanda que veníamos viendo”, explicaron en una mesa de dinero. “Así y todo no vemos aún retiro de pesos”, agregaron. Los bancos pagaron tasas de hasta el 23% en plazos fijos mayoristas.


Por Ignacio Olivera Doll.

Temas en esta nota