Bancarios arrancan paritarias 2012 con pedido de reparto de 10% de las ganancias

El planteo sindical será formalizado en los próximos días. Los bancos advierten que no quieren ser “conejillos de Indias” y esperan por una definición del Gobierno.

14deDiciembrede2011a las07:52

Mientras aguardan la convocatoria formal del Ministerio de Trabajo para iniciar la discusión por los futuros aumentos salariales, el gremio que agrupa a los trabajadores bancarios, el primero en arrancar la ronda de paritarias de 2012, anticipó que exigirá en la negociación con las entidades financieras el reparto del 10% de las utilidades de los bancos entre los empleados del sector. El planteo que llevará a la mesa de paritarias la Asociación Bancaria fue confirmado a este diario por el dirigente Sergio Palazzo, secretario adjunto del gremio y virtual jefe sindical tras la detención de Juan José Zanola, que aseguró que la apuesta del sector es dar cumplimiento a la recomendación de la presidenta Cristina Fernández, quién luego de rechazar la pretensión de la CGT de Hugo Moyano de garantizar por ley la participación de los trabajadores en las ganancias empresarias, pidió negociar ese beneficio en el marco de la negociación colectiva.

Según explicó Palazzo a El Cronista, el sindicato pedirá que dentro de la negociación salarial se habilite la conformación de una comisión específica de discusión de reparto de utilidades, donde propondrá que se replique en el sector los términos del proyecto de ley elaborado por el diputado y abogado de la CGT, Héctor Recalde, que impulsa la distribución entre los trabajadores de un monto equivalente al 10% de las ganancias anuales de las empresas. “Tomamos el consejo de la Presidenta y queremos avanzar en nuestro sector con la participación en base al proyecto Recalde”, indicó el dirigente.

Desde los bancos admitieron estar al tanto de la aspiración sindical, pero afirmaron que hasta ahora no recibieron ningún planteo formal de cara a la próxima negociación paritaria. “Vamos a guardar silencio hasta que concreten oficialmente el pedido”, dijo el vocero de una importante entidad financiera.

Para los representantes de los bancos “debería existir alguna señal del Gobierno” previa a la posibilidad de avanzar con ese esquema, en especial porque, según advierten, “la situación (económica) será más complicada” en los próximos meses. “Tampoco vamos a ser nosotros los conejillos de India en este tema”, alertaron desde el sector. El rechazo de las entidades financieras se inscribe, además, dentro de las fuertes críticas del empresariado contra el esquema que promueve el proyecto de Recalde, al que denuncian como una apuesta de consagrar una “cogestión sindical” de las empresas.

Tampoco la preocupación de los bancos pierde de vista el difícil momento que atraviesa la relación entre el Gobierno y el jefe de la CGT, y la presión personal de Moyano para que el reparto de ganancias constituya uno de los ejes de la agenda laboral del próximo año, a contramano de la posición de la Casa Rosada.

El gremio bancario, que este año acordó una pauta salarial cercana al 30%, lo que elevó a $ 5.700 el sueldo conformado inicial de la actividad, pidió formalmente la semana pasada al Ministerio de Trabajo la apertura de paritarias para negociar el aumento que regirá desde el 1 de enero. En los próximos días la cartera que conduce Carlos Tomada convocará a las partes a iniciar la discusión, pero entre las entidades financieras ya especulan con la alternativa de definir el pago de una suma puente para el primer trimestre de 2012, de manera de postergar hasta marzo la negociación por la pauta para todo el año.

Justamente la mayor parte de las negociaciones paritarias arrancarán en marzo, donde se planteará una dura pulseada entre la expectativa empresaria de imponer un tope de 18% para los aumentos, y la resistencia de la conducción de la CGT a aceptar cualquier techo a

Temas en esta nota

    Cargando...