Verano controlado: turistas no podrán enviar sus dólares al exterior sin permiso de la AFIP

La disposición entrará en vigencia este lunes y buscará frenar la fuerte compra de divisas que hacen los argentinos por turismo: u$s 2.330 millones entre enero y septiembre de este año.

Por
30deDiciembrede2011a las08:00

Los argentinos que en estas vacaciones necesiten enviar dólares al exterior para pagar la reserva de un inmueble o un hotel, el alquiler de un auto o el pago de cualquier otro servicio en su lugar de destino sólo podrán hacerlo desde el país solicitándole –también en esta ocasión– el permiso a la AFIP.

La nueva restricción tendrá vigencia a partir del lunes y fue dispuesta ayer por el Banco Central (la normativa “A 5261”) luego de que en su último informe cambiario el organismo alertara sobre “un aumento de la demanda bruta de divisas en concepto de viajes”. Y precisara, además, que la salida de divisas por la compra de dólares de los turistas argentinos había ascendido a los u$s 2.330 millones en los primeros nueve meses de este año.

La normativa, dirigida a entidades financieras y casas de cambio, establece que “se requerirá la previa validación en el programa de consulta de operaciones cambiarias implementado por la AFIP” cada vez que se desee “cursar por el mercado local de cambios las ventas de moneda extranjera a clientes en concepto de turismo y viajes”.

Y agrega, al respecto, sólo tres excepciones: para los bancos, por las transferencias al exterior que deben hacer para pagar los consumos realizados por los argentinos con tarjetas de crédito en el lugar de destino y por retiros de cajeros en el exterior con débito a cuentas locales; para las ventas de dólares a los “no residentes” (sobre los cuales ya existe otra normativa) y para los “operadores de turismo y viajes que están registrados como tales ante la AFIP”.

Desde el Banco Central se esforzaron en aclarar ante El Cronista que, en rigor, la disposición “no cambia nada” de lo que ya estaba implementado en la práctica para el mercado cambiario. “Sirve para precisárselo mejor a turistas argentinos que quizá se creían exceptuados porque el destino de su compra de divisas estaba enmarcado en el concepto de viajes y turismo”, explicaron fuentes del organismo.

Como sea, la nueva normativa pretende al menos dejar en clara la prohibición de cara al verano. “Con esto restringen un agujero que había en el mercado cambiario y que hasta ahora convalidaba una forma de fuga de divisas”, comentó a este diario el gerente de operaciones financieras de un banco privado. “Hasta el momento, el código del concepto turismo y viaje estaba librado a la consulta del cliente, y no requería validación”, agregó.

Un ejemplo: un argentino que necesitara pagar el alquiler de su casa de veraneo en el exterior podía acercarse hasta hoy a una entidad financiera y girar el monto requerido a favor de una inmobiliaria de ese país. Y una forma posible que tenía de “fugar dólares” era acordar con esa inmobiliaria una cifra superior para recibir en el destino la diferencia abonada. Desde el lunes no podrá hacerlo sin el permiso oficial.

El mercado cambiario registró un déficit de u$s 740 millones entre enero y septiembre de este año que, según el Central, estuvo explicado en gran parte por la fuerte de salida de divisas que provocó el turismo. La compra de dólares que hicieron los argentinos por viajes fue 50% mayor a la del año pasado.

Por Ignacio Olivera Doll.

Temas en esta nota