La inflación se desacelera en septiembre, pero hacia fin de año volvería a repuntar

Se ubicaría debajo de 2% mensual gracias al menor ritmo de alzas en los productos de supermercados; una de las razones es la política monetaria

Por
La inflación se desacelera en septiembre, pero hacia fin de año volvería a repuntar
27deSeptiembrede2013a las07:17

La inflación se tomó un respiro en septiembre y, después de tres meses, volvió a ubicarse por debajo del 2% mensual. Los analistas privados, igualmente, advierten que no hay muchos motivos para festejar, ya que se espera que en el último trimestre del año el costo de vida vuelva acelerarse.

De acuerdo con la mayoría de las estimaciones privadas, septiembre está cerrando con una inflación en torno del 1,8 o 1,9%, frente al 2,1% de agosto y el pico de 2,5% que se había tocado en julio. El menor ritmo en los aumentos se explica básicamente por la evolución del rubro alimentos y bebidas, que por tercer mes consecutivo está cerrando con un incremento inferior al del mes anterior.

Según el relevamiento que hace la consultora Elypsis tomando en cuenta los precios de más de 141.000 productos en supermercados y cadenas de electrodomésticos, en septiembre la suba promedio se ubicó hasta ayer en 1,3%, con lo cual proyectan para todo el mes un incremento del 1,5%. Este porcentaje es el menor desde que, en junio, se terminó el congelamiento integral de precios que había impuesto el secretario de Comercio Interior, Guillermo Moreno.

"No deja de ser llamativo que, a pesar de la suba del dólar, los precios de los supermercados estén tan tranquilos. Una posible explicación para esta desaceleración es el cambio en la política monetaria, básicamente a partir del menor nivel de emisión y la suba en la tasa de interés, aunque tampoco se puede descartar el impacto en el consumo de un menor nivel de la actividad", explicó Luciano Cohan, economista jefe de Elypsis.

De acuerdo con la medición de la consultora, las subas en septiembre fueron lideradas por rubros con una fuerte volatilidad por factores estacionales como verduras y frutas, que tuvieron incrementos promedio del 6,2 y 3,3%, respectivamente. El panorama es muy diferente cuando se analiza lo que pasó por otras categorías que son menos sensibles a los vaivenes climáticos y que reflejan en forma más directa el impacto de la inflación, como productos de limpieza (0,7%), artículos de tocador y belleza (0,4%) o infusiones (1,1 por ciento). 

El economista Carlos Melconian, del estudio M&S, también dio cuenta de una desaceleración de la inflación en septiembre, que de acuerdo con sus cálculos se ubicaría en 1,9%, tras rozar el 3% en julio.

"Estamos frente a una involuntaria desaceleración de parte del Banco Central, que al vender dólares está retirando pesos del mercado, pero no se trata de una política ortodoxa, con lo cual, si no hay ninguna sorpresa, tras las elecciones la inflación anual se ubicará en torno al 25 por ciento", explicó Melconian.

SIN MARGEN DE MANIOBRA

En el estudio de Orlando J. Ferreres tienen una visión aún menos optimista de la evolución de la inflación y advirtieron que en septiembre se registró un nuevo repunte en los precios.

"Si bien el ritmo de los aumentos en alimentos viene un poco más tranquilo, hubo otros rubros que tuvieron incrementos muy fuertes, como los casos de medicina prepaga y cigarrillos, con lo que estamos proyectando una suba para todo el mes del 2 por ciento. Este porcentaje además podría llegar al 2,3 o 2,5 por ciento si se computa para este mes el aumento en el personal doméstico", señaló Fausto Spotorno, economista del estudio liderado por Orlando Ferreres.

En la misma línea, en la consultora Economía & Regiones afirman que la aceleración de la inflación hacia fin de año es prácticamente inevitable por una conjunción de factores. "El problema de la inflación es cada vez mayor por varias razones. La primera es que, a diferencia de lo que pasaba hace dos años, hoy al Gobierno no le queda la opción de enfriar un poco la economía porque el crecimiento es mucho menor. A esto se suma que el tipo de cambio ya no sirve como un ancla para frenar los aumentos y que el dólar paralelo termina alentando la inflación", señaló Diego Giacomini, economista jefe de Economía & Regiones.

MODERACIÓN EN SANTA FE

En los ocho primeros meses del año la inflación en Santa Fe acumuló un aumento del 9,1%, según la medición del Instituto Provincial de Estadística y Ciencias (IPEC). El organismo precisó que en agosto el incremento se ubicó en 1,3%, contra el 0,8% que había informado el Indec.

Temas en esta nota