Contexto internacional favorable para la Argentina

Durante la jornada organizada por Globaltecnos, el economista Fracchia disertó sobre el contexto económico mundial y local, el cual es bueno para Argentina, pero deberá cambiar aspectos de su política económica.

Por
06deNoviembrede2013a las12:00

El martes 5 de noviembre en la Estación Fluvial de la ciudad de Rosario se llevó adelante el 15° Seminario de Comercialización de Granos organizado por Globaltecnos. Este año el lema convocante fue "Momento de decisiones".

En el mismo disertaron referentes en política, economía y mercados de granos, en busca de poder entender el panorama actual en el que se desenvuelve el sector agropecuario.

Uno de los disertantes fue el Licenciado en Economía e Ingeniero Industrial Eduardo Fracchia, quien habló sobre las perspectivas macroeconómicas mundiales y locales para el negocio de granos y dialogó con fyo.

El contexto económico mundial

La situación económica internacional, muestra un contexto de recuperación a diferentes velocidades, mientras todavía se lleva adelante la política expansiva de la Federación Europea en busca de lograr un crecimiento con innovación.

Por su parte Japón transita una tenue recuperación luego de dos décadas de estancamiento. En el resto de Asia el ritmo de crecimiento económico es muy bueno. El mismo es liderado por China, que "continuaría creciendo a tasas cercanas al 7, esto lo constituirá como uno de los drivers del comercio internacional y del posicionamiento geopolítico futuro", dijo Fracchia en dialogo con fyo.

En América Latina se observa un buen ciclo decrecimiento de las distintas economías. Todo ello se sustenta en el viento de cola de los productos primarios.

La situación de la economía local

Bajo un contexto internacional favorable, Argentina enfrenta a variables macro distorsivas, como el problema de la inflación, el aumento del déficit fiscal, el deterioro de la cuenta corriente y el atraso cambiario. Esta situación altera y deprime la competitividad del país, además de generar un incremento de la brecha social y la desigualdad distributiva.

Según Fracchia, "para acabar con estas distorsiones en la economía lo ideal sería llevar adelante una política conducente, encaminada a bajar la inflación, los subsidios y eliminar las distorsiones de los mercados, como ser el caso de los mercados agropecuarios". Además agregó que "sería necesario que se lleve adelante un política más de tipo ortodoxa".

"El contexto económico planteado es favorable para el agro porque hay una tendencia de crecimiento de onda larga del precio de los commodities, la cual es para aprovechar, pese a que la próxima campaña será poco favorable a causa de los bajos precios internacionales", concluyó el economista.

Temas en esta nota