La devaluación se aceleró a 27% anual y se redujo la brecha

Avanza plan para restar atractivo al dólar paralelo. El peso se devaluó 4,23% desde la llegada de Fábrega. La cotización del dólar oficial cerró a $6,25 para la venta, y el paralelo a $9,50 La brecha cayó a 52%

Por
La devaluación se aceleró a 27% anual y se redujo la brecha
10deDiciembrede2013a las10:02

El dólar subió ayer otro centavo y cerró a $6,20 para la compra y $6,25 modo vendedor. El Gobierno acelera así el ritmo de devaluación del dólar oficial para achicar la brecha entre la cotización del BCRA y el dólar paralelo, que ayer cerró a estable, a 9,50 pesos. En lo que va del año el peso acumula una devaluación de 26,8% después de haber iniciado 2013 en $4,93 con relación al dólar y desde la llegada del nuevo equipo económico al Palacio de Hacienda y al Banco Central ya se devaluó 4,23 por ciento. La brecha entre el dólar paralelo y el oficial se redujo ligeramente este lunes a 52 por ciento.

Lo cierto es que desde la designación de Juan Carlos Fábrega como presidente del Banco Central, el Gobierno apura una corrección cambiaria que logre converger los dólares existentes en el mercado, el denominado “dólar turista”, que contempla el precio oficial más un recargo de 35%, que ayer ascendió a $8,43, el dólar informal, el oficial y el contado con liquidación, que se negoció en su punta vendedora a $8,58 en la city porteña.

Con esta lógica es que el dólar mantuvo este lunes la tendencia alcista que exhibió a lo largo de toda la semana pasada, cuando avanzó 10 centavos, para lograr su mayor aumento en cinco años en un lapso de cinco días.

Por su parte, el dólar blue se comercializó a $9,50 en promedio en la Capital Federal, aunque los “arbolitos” que proliferan por las calles céntricas porteñas, como las peatonales Florida y Lavalle, ofrecían dólares a 9,70 pesos.

En el segmento mayorista la moneda norteamericana avanzó a $6,248 comprador y $6,253 vendedor, mientras que el Banco Central vendió unos 70 millones de dólares para equilibrar la demanda de bancos y empresas, En lo que va del año las reservas internacionales bajaron 12.000 millones de dólares.

Por su parte, el euro oficial avanzó a $8,51 para la compra y $8,69 para la venta, con una brecha de 50% respecto de la cotización de la moneda europea en el mercado informal, de 13,04 pesos. En tanto, en el mercado de divisas el real brasileño se apreció 0,34 % frente al dólar, moneda que cerró a 2,317 reales para la compra y 2,319 reales para la venta en el tipo de cambio comercial.

En tanto, el dólar futuro operó casi sin la presencia del BCRA. Los bancos privados sólo operaron en plazos cortos unos 65 millones para sus coberturas. Se pactó diciembre a $6,450, enero a $6,780 y febrero a 7,070 pesos. El volumen total operado en cambios fue de u$s266 millones (47 millones más que el viernes), con 205 millones canalizados por el Siopel, y los restantes 61 millones, por el MEC.

Cambio implícito

Pero desde el Ejecutivo la apuesta no es sólo a una aceleración del precio del dólar, sino también a “pisar” la cotización de los bonos soberanos que dominan el mercado. De esta manera, desde la Anses se volvió a vender ayer una gran cantidad de la especie más demandada en la negociación en rueda continua del Mercado de Valores de Buenos Aires, el AA17D (Bonar X). Así, de la operatoria de ayer surge que el tipo de cambio implícito fue de $7,49 por dólar, informó la Comisión Nacional de Valores (CNV).

Este tipo de cambio surge de la información suministrada por el Mercado de Valores de Buenos Aires (Merval) sobre operaciones efectivamente concretadas en el día de la fecha, a diferencia de otros tipos de cambio que se obtienen en base teórica y no incorporan costos transaccionales ni de liquidez.

Temas en esta nota