Para evitar mayor inflación, el Gobierno canjeará $ 20.000 millones de un bono

Es el Bocan 2014, que vence en enero. Si bien una parte de la emisión la tiene la ANSeS, los bancos aceptaron canjear $ 4.500 millones que tenían de este título.

Por
Para evitar mayor inflación, el Gobierno canjeará $ 20.000 millones de un bono
18deDiciembrede2013a las07:28

Inmerso en un escenario que destila cada vez mayor complejidad financiera, el Gobierno ultima los detalles por estas horas para realizar un canje ambicioso. El 30 de enero de 2014 vence el bono en pesos Bocan 2014 (también llamado Bonar 2014) que había sido emitido como parte de un canje voluntario de los bonos Pre9 y Pr12, que vencían en 2009 y 2012. 

Ese día se supone que el Gobierno debe desembolsar $ 20.200 millones para cancelar el bono ($19.350 millones de capital y aproximadamente $850 millones de intereses). Esto es porque la emisión original de $12.331 millones se amplió sucesivamente de 2009 para acá, de manera bastante silenciosa. Según datos del ministerio de Economía, gran parte de la emisión está en poder de la Administración Nacional de Seguridad Social (ANSeS), pero también hay una cantidad importante en cartera de los bancos, unos $ 4.500 millones aproximadamente.

La presión por estas horas sobrevuela a los funcionarios del Palacio de Hacienda. La fuerte emisión monetaria por parte del Gobierno nacional hizo que se emitieran casi $ 17.000 millones en la primera semana de diciembre y llevó el crecimiento de la Base Monetaria a un 15,10% en lo que va de 2013 (aún por debajo del 39,4% del año pasado). La combinación de esa emisión y la sostenida merma de las reservas internacionales en poder del Central catapultó a $ 11,61 el llamado “dólar de cobertura”: esos activos de la autoridad monetaria cubren 53,75% de la Base Monetaria.

“Esto puede llegar a implicar una gran expansión monetaria si se decide no refinanciar el bono: a partir de 2008, en la mayoría de los casos el Gobierno ha optado por pagar los bonos en dólares con reservas del BCRA y los bonos en pesos con emisión pura. Es innegable que semejante marea de pesos puede agregar presión sobre los precios y el dólar blue”, señaló un distinguido analista de la City.

Por eso, en las últimas semanas, la cartera de Finanzas que conducía Adrián Cosentino había puesto en marcha una serie de reuniones con las entidades bancarias para negociar las condiciones del nuevo título. 

Con el cambio de Gabinete, esa negociación quedó en manos de Pablo López, ex director del BCRA, quien en los últimos días se notificó del visto bueno que dieron los bancos al canje. En este sentido, las entidades habrían acercado su intención de que el nuevo título, que se emitiría a 5 años (igual que el anterior), pague una tasa Badlar (la que se paga en el sistema financiero por los plazos fijos mayoristas) + 2,5 puntos porcentuales. En Economía quieren bajar la tasa y que pague 1,75 puntos porcentuales + Badlar. Los Bocan 2014 ya pagaban Badlar + 2,5%.

En este sentido, en la City sostienen que las necesidades financieras del Gobierno podrían incentivar a los bancos a suscribir incluso una mayor cantidad de títulos en una segunda etapa. Además, sostienen que En la City no descartan que, de tener éxito con la reestructuración de los Bocan 14, las conversaciones posteriores podrían ya intentar llevar adelante uba gestión para realizar un canje de los Bocan 2015, cuyo vencimiento opera recién dentro de dos años. 

La evolución de los precios a lo largo de 2013 también preocupa: para los analistas privados arrojaría una suba anual superior al 27%, motivada por un aumento en los alimentos que se aceleró desde noviembre y en los bienes de consumo.

Temas en esta nota