Cayó un 40% la exportación del cordero patagónico

El kirchnerismo quiso hacer impulsar este plato típico del Sur, pero luego de 12 años de ayudas financieras y económicas, cada vez se vende menos al exterior.

Por
Actualmente el cordero patagónico pierde mercados de exportación.

Actualmente el cordero patagónico pierde mercados de exportación.

27deMayode2015a las13:13

El cordero patagónico irrumpió con la misma fuerza que lo hicieron los Kirchner en la Casa Rosada. De golpe, y con muchas promesas de crecimiento, el sector ovino llegaba para convertirse en un sector con fuerte perfil exportador.

Sin embargo, actualmente el cordero patagónico pierde mercados de exportación, los frigoríficos despiden personal y países con menor tradición ovina, como Uruguay, generan más exportaciones de este producto.

Cuando asumió Néstor Kirchner en 2003, y como parte del plan de impulsar al sector, ex presidente dispuso que las ventas al exterior paguen un derecho de 5% pero que las empresas que las realicen tengan un reintegro del 5 por ciento.

Pero, aunque el kirchnerismo quiso hacer del plato predilecto de sus mayores referentes, un emblema de gestión y de crecimiento económico, las cifras de exportaciones vienen decreciendo. Según publicó La Política On Line la exportación de carne ovina en lo que va del presente año se declararon 841 toneladas por u$s 3,61 millones versus 1418 toneladas por u$s 6,38 millones en el primer cuatrimestre de 2014.

Pérdida de Mercados

Esta caída no sólo se refleja en las divisas que ingresa el sector, sino en las plazas a donde llega el producto argentino, que fue perdiendo mercados de importancia como Bélgica, Reino Unido, Israel, Oman, Kuwait y Guinea Ecuatorial. Un comprador que se retiró y que era de mucho peso para el sector en 2013 fue Rusia. El gigante europeo competía con Brasil y España para ser el principal comprador de cordero argentino.

Es en este contexto de caída en las ventas al exterior, esos mercados que fueron ocupados por otros productores, en especial por los de Uruguay que, en el mismo período de tiempo registró exportaciones por 5.042 toneladas por un valor de 21,2 millones de dólares.

Uruguay lleva exportado entre enero–abril de este año u$s 22,5 millones y tiene previsto sumar u$s 522.000 durante mayo, según datos del Instituto Nacional de Carnes de Uruguay (Inac). Gran parte del crecimiento de la presencia del cordero uruguayo se debe a una fuerte presencia del producto en Rusia y China.

En medio de esta creciente caída en las ventas se hablaba del cierre del frigorífico ovino Santa Elena, ubicado en Gobernador Costa, Chubut, perteneciente al Grupo Indalo del empresario Cristóbal López que había abierto sus puertas en febrero de 2013. Sin embargo, el gerente de Santa Elena, Raúl Errasti, también desestimó la posibilidad y dijo que el frigorífico cerró por el fin de la zafra.

Temas en esta nota