Con guiños al campo, Macri dijo que en la última década se hizo todo mal

De campaña por Entre Ríos, el candidato presidencial por el frente Cambiemos, Mauricio Macri, cuestionó ayer al Gobierno nacional.

Por
Criticó al Gobierno por no haber aprovechado los últimos diez años.

Criticó al Gobierno por no haber aprovechado los últimos diez años.

04deSeptiembrede2015a las08:36

De campaña por Entre Ríos, el candidato presidencial por el frente Cambiemos, Mauricio Macri, cuestionó ayer al Gobierno nacional al hablar sobre la situación económica del país. Dijo que los últimos diez años representaron "la mejor década de la historia" en materia económica pero cuestionó que "Argentina ha hecho todo mal". Y afirmó que, de llegar a la casa Rosada en diciembre, expandirá la economía con el campo como motor para paliar "el tema central de la Argentina que es la pobreza, la desigualdad y la inequidad". 

Acompañado por el radical Julio Cobos y el economista Rogelio Frigerio, Macri llegó a Entre Ríos para apoyar al candidato a gobernador y ruralista Alfredo de Angeli y participar del acto de su lanzamiento que se realizó por la tarde en la ciudad de Concordia. Fue el final de una gira provincial a bordo de su flamante mortohome que alcanzó también a Concepción del Urugay y Colón.

En cada visita, remarcó que pasó "la mejor década de la historia" y, a diferencia del "resto de los países latinoamericanos" que "han sabido aprovecharla y hoy están mucho mejor que hace diez años", criticó que "la Argentina ha hecho todo mal y hoy estamos en una situación complicada". Según el referente del PRO, "el gran motor de la Argentina que viene es el campo y todas las economías regionales". "No existe una Argentina fuerte si no tenemos provincias fuertes, si no mejoramos este federalismo devaluado que nos dejan los 12 años de kirchnerismo", afirmó.

En esa línea, aseguró que si es electo presidente convocará "a los mejores de Argentina y no sólo del PRO o de la UCR, para que Argentina pase de ser el granero del mundo a ser el supermercado del mundo", y agregó: "Tenemos que levantar la industria nacional y generar puestos genuinos de trabajo", y "para lograr los objetivos, hay que tener buen equipo de trabajo".

El referente de Cambiemos también afirmó que "a futuro" buscará fijarse "en las coincidencias y dejar de lado las diferencias" al recordar que el 60 por ciento del país "le dijo no a la continuidad de este Gobierno, en las elecciones PASO"

"La gente quiere un cambio que va más allá de lo económico, es más bien un cambio de valores, de estar a su lado para solucionarle los problemas, escucharlos y poner el Estado al servicio de la gente", puntualizó. Y abogó por un país donde "se pueda pensar y opinar distinto y que no persiga, ataque o agravie a todos aquellos que digan lo que piensan, como Carlitos Tévez o Mirtha Legrand".

Durante su estadía en Entre Ríos, Macri también visitó la Universidad local junto al rector, Héctor Sauret, y el candidato a intendente de Concepción del Uruguay, Juan Ruiz Orrico.

Macri arrancó el martes una gira proselitista por las provincias con mayor peso electoral, ubicadas en el centro del país. La intención es recorrer pueblo por pueblo arriba de una casa rodante para descontar la mayor distancia posible con el postulante del frente para la Victoria, Daniel Scioli, y forzar en octubre el ballottage para el 22 de noviembre. Macri se concentrará especialmente en Córdoba, Santa Fe, San Luis y Buenos Aires para lograr cooptar a los votantes peronistas desencantados con el kirchnerismo. En especial, a aquellos que en las PASO se volcaron por José de la Sota y Adolfo Rodríguez Saá.

Hoy, el jefe de gobierno porteño seguirá viaje hacia Santa Fe, donde se mostrará con sus referentes Miguel del Sel y Anita Martínez, y el candidato a senador Carlos Reutemann. Mañana, en tanto, llevará su campaña a Neuquén y Río Negro, mientras que el domingo irá a Códoba, de cara a los comicios municipales del 13 de septiembre.

Temas en esta nota