Secuestraron más de 1.000 toneladas de granos

El Ministerio de Agroindustria informó que interdictó más de 1.000 toneladas de granos en Salta, Santiago del Estero, Córdoba y La Pampa.

Por
Controles de la Dirección Nacional de Control Comercial Agropecuario.

Controles de la Dirección Nacional de Control Comercial Agropecuario.

25deJuliode2018a las17:54

En el caso de Salta, en el marco de una serie de inspecciones, la Dirección Nacional de Control Comercial Agropecuario detectó en el paso fronterizo de Salvador Mazza a”dos fraccionadores de granos que compartían las máquinas, que deben ser de uso exclusivo de cada operador, y no asentaban lo movimientos de mercadería en libros oficiales“. Por eso, los inhabilitó y precintó las herramientas.

En tanto, en Salta también inhabilitó a una firma que se dedica a la comercialización de harina de trigo por no contar con la matrícula habilitante y vender harinas de un molino de una localidad cordobesa que “no debía comercializar ni otorgar la representación a un distribuidor mayorista no matriculado en RUCA“. De esta manera, procedió a poner bajo interdicción más de 1.200 bolsas de harina.

Paralelamente, en una cerealera de Cerrillos inmovilizó 390 toneladas de chía y 90 toneladas de sésamo por “no poderse determinar la procedencia”. Asimismo, en Rosario de la Frontera inhabilitó un molino de harina de maíz por “operar sin matrícula”.

Por otro lado, Agroindustria clausuró una aceitera que operaba sin matrícula de RUCA en Santiago del Estero e inhabilitó a una empresa procesadora de granos de Sinsacate, en Córdoba, que operaba sin matrícula y le quitó la titularidad de más de 200 toneladas de garbanzo y poroto.

En Santa Rosa, La Pampa, retuvo más de 55 toneladas de cebada cervecera, 280 de maíz y 30 de soja a una cerealera que “no pudo acreditar origen y procedencia de la mercadería”.

Temas en esta nota

Seguí leyendo