Cuyo busca potenciar el desarrollo de la producción caprina a través de capacitaciones

La región de Mendoza y zonas aledañas plantea afianzar la producción a través de acciones de la unidad ejecuta de la Ley Caprina. Además, los productores demandan capacitación e inversiones.

Fuente: Senasa
12deDiciembrede2019a las16:44

El Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (Senasa) y la Unidad Ejecutora Local (UEL) de la Ley Caprina y Ovina Nacional realizó el balance de las acciones realizadas respecto de Mendoza. Además, planteó los lineamientos generales para los próximos meses para afianzar la producción.

“Los productores y técnicos de diferentes instituciones que hacen a la Ganadería Familiar de la cadena caprina, tienen una demanda de capacitaciones, e interés por generar proyectos integrales, por Ley Caprina y Plan Castrón”, comentó Pablo Miralles, referente de Agricultura Familiar del Centro Regional Cuyo del Senasa.

Entre otros temas relacionados a la inocuidad y sanidad de los animales, se trazaron las pautas para continuar con el plan provincial de vacunación de brucelosis caprina, con aportes de la Subsecretaría de Agricultura Familiar de la Nación, los municipios de Santa Rosa, Lavalle y La Paz, dentro de un proyecto especial entre el Senasa y el INTA, a través de Pro-Huerta, en un marco más amplio que incluyó inversiones prediales para los productores y que podrían incluirse en el plan Argentina Sin Hambre, presentado por el nuevo gobierno nacional.

También, se planteó propiciar el intercambio de animales, dando oportunidades y lugar a cambiar machos reproductores, tratando de mejorar la genética caprina de la Provincia, sobre todo con la raza criolla.

Asimismo se pidieron mayores capacitaciones en temática de esquila y mantenimiento de máquinas, y demás temas relacionados intentando mejorar los trabajos e integrar la zona de Cuyo, que necesita mayor aporte técnico y capacitaciones para los productores ovinos de la región.

En tal sentido, se planteó trabajar principalmente con asociaciones y organizaciones de productores ganaderos, para llevar pasto a menor costo a los productores más alejados. Otra opción viable es trabajar a partir de áreas de cultivo restringido y organizar a los productores en fincas con posibilidades de hacer pasturas en grupos de trabajo.

Se comentó sobre la visita de productores y técnicos a Cruz del Eje, Córdoba, donde se recogieron experiencias de la industria de lechería caprina, con el fin de replicar el modelo en Mendoza.

Temas en esta nota