Usan campos en desuso para almacenar agua y contrarrestar la sequía

El proyecto que implementaron en California, Estados Unidos, ayuda a los campos bajo riego, evita inundaciones y abastece de agua potable a pueblos

Por
California intenta aprovechar las inundaciones de las megatormentas para aliviar las sequías paralizantes

California intenta aprovechar las inundaciones de las megatormentas para aliviar las sequías paralizantes

23deNoviembrede2022a las09:33

El campo que está entre Sacramento (capital del estado de California) y Los Ángeles, en Estados Unidos, suele estar demasiado seco para la siembra algunos años, y peligrosamente inundado en otros.

En medio de los ciclos de lluvia y sequía, una coalición de productores locales y el municipio de la cercana ciudad de Huron están tratando de convertir los antiguos campos de cáñamo y tomate en receptáculos masivos que pueden contener agua a medida que se filtra en el suelo durante las lluvias.

Este proyecto y otros similares en la zona agrícola del Valle Central de California tienen como objetivo capturar las aguas de inundación que de otro modo se precipitarían al mar o dañarían pueblos, ciudades y cultivos.

Reuters repasa que, con partes de California sufriendo una sequía histórica, el agua era tan escasa en el Valle Central este año que a Huron se le asignó solo una cuarta parte del agua que recibió por contrato del Estado.

La ciudad, una de las más pobres de California, tuvo que comprar agua en el mercado abierto, lo que elevó las facturas de los residentes, dijo el consultor de ingeniería Alfonso Manrique.

El nuevo proyecto, conocido como sistema de recarga, convierte los campos en desuso en grandes estanques para retener el agua de modo que pueda filtrarse en la roca porosa y la tierra debajo, creando o restaurando un acuífero en lugar de precipitarse hacia el mar. De esta forma, la ciudad está construyendo una nueva estructura para alimentarse del acuífero, dijo Manrique.

En tanto, capturar la escorrentía también ayudará a proteger la ciudad de menos de 7,000 habitantes de inundaciones catastróficas.

El proyecto cerca de Huron es uno de los 340 sistemas de recarga propuestos por las agencias de agua en California, suficiente para abastecer 4,4 millones de hogares durante un año si se concretan. "Espero que podamos hacer que el agua sea más asequible para nuestros residentes", dijo el alcalde de Huron, Rey Leon.

Fuera de los Estados Unidos, países como la India también están comenzando a aumentar el uso de estanques de recarga para almacenar agua en acuíferos naturales o artificiales. 

Si bien la idea de almacenar agua bajo tierra no es nueva, una ley reciente de California que regula el uso del agua subterránea ha impulsado una serie de proyectos que el estado está ayudando a financiar.

En la pequeña comunidad de Okieville, a unas 40 millas (65 km) al este de Huron, el Distrito de Irrigación de Tulare está construyendo un nuevo estanque de recarga en un terreno comprado a un agricultor local, dijo Aaron Fukuda, gerente general del distrito.

Varios residentes de Okieville se quedaron sin agua potable durante la última gran sequía del estado, que duró desde 2012 hasta 2016. El nuevo estanque, en aproximadamente 8 hectáreas de antiguas tierras de cultivo, ayudará a guiar el agua bajo tierra para almacenarla tanto para los residentes como para los agricultura.

Los agricultores de California pretenden recargar los acuíferos desviando las aguas de inundación a tierras en barbecho.

Además de los proyectos comparativamente pequeños que están construyendo los distritos de agua rurales y los agricultores, el enorme Distrito Metropolitano de Agua, un mayorista regional de agua que sirve al sur y partes del centro de California, está construyendo un estanque de recarga en el desierto alto cerca de Palmdale, en colaboración con las autoridades locales del agua.

La economía agrícola de California, una de las más grandes del mundo, depende en gran medida del riego para regar sus cultivos, lo que agrava aún más el sistema.

Ahora, los embalses nuevos son difíciles de aprobar y caros de construir. Los proyectos de almacenamiento subterráneo, según Ann Hayden, experta en agua del Environmental Defense Fund, "van a ser más fáciles de financiar, van a ser más fáciles de autorizar y obtendrán más apoyo público".

Estos acuíferos y bancos de agua subterráneos creados por el hombre no resolverán todos los problemas de agua de California, pero pueden hacer mella significativa, dijo Sarah Woolf, una consultora de agua cuya familia es propietaria de algunas de las tierras de cultivo que se utilizan para el proyecto Huron.

Hay espacio debajo de la tierra agrícola que será atendida por el proyecto Huron para almacenar 1 millón de acres-pie de agua, o alrededor de 326 mil millones de galones, suficiente para abastecer a 2 millones de hogares durante un año.

"Son necesarios en todas partes", dijo Woolf.

Temas en esta nota

Cargando...