Aumenta la expansión económica en Brasil

12deMayode2000a las08:47

Creció 3,08% en tres meses; beneficios para la Argentina.

SAN PABLO.- "Brasil no puede caer en el precipicio porque esmayor que el precipicio", afirma un dicho usado por los economistas localescuando tienen que explicar la eterna habilidad de Brasil para sobreponerse a lascrisis.

La frase volvió a circular ayer, cuando el Instituto Brasileño deGeografía y Estadísticas -equivalente al Indec argentino- anunció uncrecimiento del 3,08 por ciento del producto bruto interno (PBI) del país en elprimer trimestre. Hace apenas 14 meses Brasil estaba en el ojo del huracán dela crisis económica mundial y se vio obligado a devaluar su moneda, el real.

Junto con el anuncio del crecimiento del PBI -suma de las riquezas producidaspor el país- se divulgó el aumento del 5,69% en la actividad industrial y del2,28 % en el sector servicios. El sector de comunicaciones, en tanto, creció el8,73 por ciento. El uso de la capacidad industrial instalada llegó al 81,6 porciento en febrero, el mayor índice desde 1992.

Los alentadores datos de la economía tendrán un impacto positivo para elconjunto del Mercosur.

Al mismo tiempo, mejoró también el nivel de empleo. En lo que va del año,el desempleo ya disminuyó 0,54%, y ronda el 8% para todo el país, con unaproyección de disminución constante durante los próximos meses. Las buenasnoticias sobre la recuperación de la economía brasileña son moneda corrientedesde fines del año último. Pero hasta ahora no habían sido tantas ni tancontundentes en un mismo día.

"Brasil entró en una etapa de crecimiento económico constante y coninflación baja", dijo a La Nación Luiz Lopes, analista jefe del ChaseManhattan Bank de Brasil.

Para la entidad financiera, la perspectiva es que la curva de crecimiento seaascendente durante todo este año y el próximo como mínimo, mejorandopaulatinamente los niveles de producción industrial y reduciendo los índicesde desempleo al mismo tiempo.

El cambio no preocupa

El tipo de cambio ya no parece ser una preocupación para el gobiernobrasileño. Al mando de Arminio Fraga, el Banco Central logró estabilizar lamoneda en torno de 1,80 real por dólar.

El año pasado, la moneda norteamericana llegó a pasar varias veces labarrera de los 2 reales, en un clima de incertidumbre sobre el futuro de laeconomía local.

Hoy, decenas de sectores industriales están conquistando mercados externoscon sus exportaciones. Textiles, automóviles o commoditties (materias primas)como la soja muestran cifras de crecimiento impensables con el tipo de cambioanterior. "Y otros sectores de la economía se están beneficiando con lasustitución de importados por productos fabricados localmente", comentóLópes.

El único motivo de preocupación para la balanza comercial es el aumento delas importaciones de petróleo, que Brasil aún necesita comprar en tercerospaíses -la Argentina es hoy su principal proveedor- y que aumentóvertiginosamente de precio en el mercado internacional, generando la necesidadde mayores exportaciones.

En día de anuncios, la Confederación Nacional de la Industria divulgó lascifras de ventas fabriles en el primer trimestre, que crecieron el 9,4% sobre elmismo período del año pasado.

La administradora de tarjetas de crédito Visa también anunció un aumentoimpresionante de facturación del 49 % frente a los primeros tres meses del añopasado, muestra del crecimiento del consumo. Todo el fenómeno ocurre -y esto eslo que más sorprende- con una inflación de precios al consumidor del 0,66 % enabril (bajísima si se la compara con la inflación de otras economíasposdevaluación).

Esta y todas las metas acordadas por el Gobierno con el Fondo MonetarioInternacional a cambio de un préstamo de 40.000 millones de dólares estánsiendo cumplidas.

Patito feo

La Bolsa de San Pablo es el &

Temas en esta nota

    Cargando...