Argentina le debe al mundo la mitad de lo que produce

14deJuniode2000a las08:44

La deuda argentina (pública y privada) con inversores u organismos del exteriorcreció 135% desde 1991 y alcanzó los 144.657 millones de dólares a fines de1999, una cifra equivalente a 51,7% del PBI.

Un dato preocupante es que en 1991, la deuda con no residentes en el paísera equivalente a sólo 37% del PBI, y ahora la Argentina le debe hoy al mundopoco más de la mitad de su producto anual.

Además, del stock adeudado al 31 de diciembre pasado, sólo 15% se encuentraen manos de organismos internacionales. El grueso de la misma, 56%, estácolocada en títulos y bonos, lo cual muestra el escaso margen que hay pararenegociar la deuda con los acreedores internacionales, como piden sindicalistasy otros grupos de poder.

Si bien 58% del pasivo externo corresponde a endeudamiento del sectorpúblico (unos u$s 84.805 millones), 62% del crecimiento que registró la deudacon el extranjero en los últimos 9 años fue responsabilidad del sector privadoy del sector financiero (entidades bancarias sin incluir al Banco Central).

Incremento

A saber: en 1991, el gobierno nacional (incluido el Banco Central) adeudabaal resto del mundo u$s 52.739 millones mientras que a diciembre de 1999, deacuerdo con los datos del Ministerio de Economía, el pasivo externo se habíaincrementado 60,8%, unos u$s 32.066 millones.

Con este crecimiento, el sector público nacional le debe al resto del mundou$s 84.805 millones, un monto que supera en 3,6 veces las exportaciones anualesdel ’99.

Si en 1991, 86% de la deuda con el exterior correspondía al sector público,en 1999 este ratio cayó a 58%. En cambio, el sector privado no financiero pasóde explicar apenas 5,7% del stock de deuda externa en 1991 a 25% en laactualidad, mientras que el sector financiero pasó de 8,2% a 16,3% en igualperíodo.

Sin embargo, que la deuda del gobierno con extranjeros no se hayaincrementado tan de prisa como la deuda externa privada y del sector financiero(sin incluir el Banco Central), no es un dato del todo alentador, sobre todo sise observa la evolución de la deuda pública interna: sólo en los últimos dosaños creció en u$s 13.404 millones y a diciembre de 1999 alcanzaba a u$s37.100 millones.

Así, la deuda pública total (interna y externa) sumaba a fines del añopasado u$s 121.900 millones.

A este monto habría que sumarle además la deuda de las provincias, quesupera los 20.000 millones de dólares. De la deuda con extranjeros total, sólo15% se encuentra en manos de organismos internacionales, como el FMI o el BID,mientras que la mayor parte, 56%, está colocada en el mercado de capitales enforma de bonos y títulos. Además, la deuda en manos de bancos comerciales esinferior a 1,2% del total.

Si se considera sólo la deuda pública, casi 70% de la misma está en manosde inversionistas en forma de títulos públicos, mientras que 23,3% está enmanos de organismos internacionales. A los bancos comerciales el Estado leadeuda apenas u$s 939 millones, 1,1% del total.

Acreedores

Estas cifras dejarían escapar los fundamentos de quienes pregonan para queel gobierno no pague su deuda. Sobre todo porque muestran que la parte de ladeuda que se podría renegociar con los organismos multilaterales no hace algrueso de la misma.

Más aún si se considera toda la deuda pública (externa e interna): elgobierno nacional sólo le adeuda u$s 4.500 millones al FMI (3,7% de su deudatotal), mientras que 73,8% de la deuda está colocada en bonos y letras delTesoro.

En la lista de acreedores multilaterales se encuentra también el BID, alcual el país le adeuda 7.200 millones de dólares (5,9%), mientras que aorganismos bilaterales, como el Club de París, se le deben 5.900 millones dedólares (4,9%).

Del total de deuda pública colocada bajo la forma de títulos públicos, u$s89.838 millones, 34% se encuentra en manos de residentes argentinos(mayorita

Temas en esta nota

    Cargando...