Mucha discusión impide más crédito para PyMEs

15deJuniode2000a las08:26

Escribe Claudio M. Chiaruttini

La Secretaría PyME, la Secretaría de Mercado de Capitales, el BancoCentral, la Asociación de Bancos de la Argentina y la Unión IndustrialArgentina se encuentran en pleno proceso de intercambio de documentos yrecomendaciones técnicas con el fin de mejorar las condiciones de obtención decrédito para las pequeñas y medianas empresas. Sin embargo, la falta decoordinación de las tareas genera trabajo extra, dilata el proceso paraalcanzar conclusiones y frena la redacción de medidas, opinaron fuentes delsector bancario.

Por ejemplo, el Ministerio de Economía y el Banco Central se encuentrananalizando una serie de modificaciones que se realizarán a diversas normasexistentes, con el fin de generar mejores condiciones de crédito entre lasPyMEs, siguiendo el camino trazado por las resoluciones 3.104 y 3.115 dadas aconocer hace poco más de un mes. El objetivo de los cambios es ganar tiempoante el retraso en la regulación de las facturas de crédito y generar el marconecesario para estandarizar diferentes instrumentos que sirvan de garantía paraoperaciones crediticias, como ocurrió con la hipoteca hace poco más de dosaños.

Economía no quiere que los cambios afecten ni los estados patrimoniales nilas carteras de préstamos del sistema financiero. En cierto sentido, se tratade «institucionalizar» una serie de operaciones que hoy se realiza en elcircuito no oficial y que exige tasas de interés superiores a 50% anual pararealizar financiaciones.

Uno de los primeros pasos será estandarizar las prendas, las facturas yalgunos instrumentos de crédito aún no definidos, con el fin de lograr lacesión rápida del bien prendado (en caso de no pago) entre el sectorproductivo y el financiero con mayor facilidad. El tema prendas lleva más dedos años y medio de estudio. Las realizadas por los bancos suelen cumplirexigencias similares. Sin embargo, las generadas por automotrices o ciertasconcesionarias, no. Se busca que todos en el mercado unifiquen criterio.

El equipo económico intenta que todas las modificaciones necesarias serealicen a través de resoluciones o decretos, pero habría algunos problemascon legislaciones provinciales que impedirían ciertas estandarizaciones. Paraesos casos, se busca que las entidades financieras puedan separar lasoperaciones de financiación de corto plazo con los endeudamientos de largoplazo y calificarlas de acuerdo con este criterio.

Con los cambios se busca mejorar la situación patrimonial de las PyMEs quedescuenten sus documentos. En forma paralela, se intenta que las grandesempresas asuman el peligro de no hacer frente a sus obligaciones.

Recomendaciones

Hasta ahora, los técnicos del Banco Central no se mostraban dispuestos allevar a cabo modificaciones tan amplias. Sin embargo, un documento elaboradopor ABA y que obtuvo el apoyo de la UIA realiza una serie de recomendacionespara establecer nuevas clasificaciones de los créditos otorgados por el sistemafinanciero.

También forma parte del paquete en estudio el cambio de los requisitos decapital que deben tener las entidades financieras para respaldar sus carterascrediticias, la línea de crédito con el Banco Mundial para reducir los encajesdel sistema financiero y la flexibilización de ciertas normas que forman partede los requisitos de liquidez de las entidades financieras.

Desde el punto de vista de Economía y la Unión Industrial Argentina, elajuste para bajar los costos de los créditos y facilitar el acceso a fondos depequeñas y medianas empresas debe realizarse sobre el sistema financiero. Laentidades bancarias, por su parte, no quieren que el esfuerzo de cumplir connormas del Banco Central atente contra los intereses de los dueños de losbancos (como, por ejemplo, obligándolos a subir el capital cuando aumenta elriesgo del que pide un préstamo). En el caso de Pedro Pou y su equipo, laatención está pues

Temas en esta nota

    Cargando...