Con los ojos puestos en la economía de EE.UU.

03deJuliode2000a las08:26

Análisis: para la sociedad de Bolsa Allaria Ledesma, un aterrizaje suave dela economía norteamericana beneficiará a la Argentina.

El mercado se encuentra en uno de esos puntos en los que resulta un poco máscomplejo que lo habitual determinar el recorrido de corto y mediano plazo de losprecios. En este contexto se plantea una serie de elementos que configuran unescenario favorable, aunque al mismo tiempo el "fine tunning" de lapolítica monetaria de la Reserva Federal (Fed) obliga o empuja a los operadoresa caminar sobre terreno resbaladizo. La interpretación corre por cuenta deLuciano Rolón, jefe de Research de Allaria Ledesma & Compañía Sociedad deBolsa.

El analista describe el siguiente escenario para la semana que hoy se inicia.

En el nivel global se plantean principalmente dos posibilidades base. Una esel famoso "aterrizaje suave" de la economía norteamericana. Pero comocontrapartida también se habla de la posibilidad de un "aterrizajeduro", una segunda posibilidad que ofrece pocas probabilidades de no salirdañado, siendo lo más factible que el mundo sea arrastrado hacia una recesiónparticularmente fuerte.

Sin embargo, la gran mayoría de los analistas está considerando en susescenarios la primera alternativa, es decir, un enfriamiento moderado de lademanda en la principal economía del mundo, con un gradual acercamiento de susprincipales variables hacia los promedios históricos.

Alternativas más agradables

Un aterrizaje suave no garantiza "per se" un panorama positivo paralas bolsas mundiales. Pero, al menos, sus alternativas pasan a ser marcadamentemás agradables.

La última semana la Reserva Federal de los Estados Unidos decidió dejar sincambios su tasa de interés de referencia y emitió un comunicado quesorprendió por ser el más moderado entre todos los que han sucedido a susreuniones de los últimos tiempos.

La decisión estaba ampliamente descontada por el mercado, que de hecho estámirando ya la reunión de agosto. El consenso se inclina hacia una suba de entre25 y 50 puntos en dicha oportunidad, lo que seguramente va a afectarnegativamente la expectativa de los operadores en las próximas semanas.

Al mismo tiempo, en los últimos días algunas importantes empresastecnológicas advirtieron sobre menores ganancias que las estimadas, lo quepuede contribuir adicionalmente a socavar en el corto plazo el humor delmercado. Aunque gradualmente, se percibe una tendencia a dar una mayorimportancia a factores tradicionales de valuación, o a cuestionar con mayorénfasis los elevados valores de algunas compañías.

En este sentido, da la sensación que el mercado de los EE.UU. todavíapodría sufrir un retroceso adicional antes de consolidar una recuperación. Yel humor de los operadores parece encaminarse hacia dicha posibilidad,dependiendo en forma importante de cómo den los indicadores de junio, porpublicarse a partir de esta semana.

Con un contexto marcadamente concentrado en los acontecimientos de laeconomía norteamericana, es difícil que la plaza local logre diferenciarse enforma importante. Sin gran volatilidad proveniente del exterior podríaesperarse que influyan positivamente algunos factores favorables de corto plazo,en la Argentina y la región.

Se prevé una recaudación récord en junio, que acercaría al cumplimientode las metas del segundo trimestre y podría continuar algunos días el flujo dearbitraje de Telefónica en favor de otras acciones locales.

También, la culminación del proceso eleccionario en México podría liberaralgunos fondos para mercados de la región. Brasil, en tanto, continuaráevolucionando favorablemente, tras la sorpresiva baja en su tasa de referencia yuna disminución de la estimación de inflación para este año.

En resumen, tenemos un mercado un poco difícil en el corto plazo, aunque lasperspectivas conti

Temas en esta nota

    Cargando...