El respaldo del FMI ronda los US$ 14.000 millones

15deNoviembrede2000a las08:46

El Gobierno confía en que el sistema financiero local aportará "almenos" 7500 millones

Afirman que la cifra supera las expectativas de Economía

El BID y el Banco Mundial aportarían 3000 millones

Ter- Minassian llega el fin de semana para cerrar el acuerdo

El Fondo Monetario Internacional (FMI) aportaría casi 14.000 millones dedólares al blindaje financiero de la Argentina, informaron ayer a La Naciónfuentes del organismo de crédito desde Washington. A este aporte se sumaránunos 3000 millones de dólares del Banco Mundial y del Banco Interamericano deDesarrollo (BID), y unos 7500 millones del sistema financiero local.
Fuentes del FMI indicaron que si bien continúan las conversaciones para definirel monto global de la ayuda, la cifra se acercaría a 14.000 millones.

En cambio, fuentes del Ministerio de Economía afirmaron que la ayudaotorgada por el FMI sería menor, aunque confirmaron que el paquete deasistencia superaría los 20.000 millones de dólares.

Piso de 7500 millones

En cuanto a las fuentes de financiamiento local, en el Palacio de Haciendaconfirmaron que "el piso" estará en 7500 millones, que -según dijoel viernes el ministro José Luis Machinea a La Nación- se integrará con 4500millones de los bancos y 3000 millones de las AFJP.

"No es mucho más de lo que suelen aportar en las colocaciones",aclararon en Economía. A estas fuentes se agregará el aporte de diversosgobiernos. Al respecto, en Economía aclararon que algunos Estados haránaportes directos y otros -como Francia, Estados Unidos, Brasil, España eItalia- apoyarán el desembolso de los organismos multilaterales. Sobre laposibilidad de créditos bilaterales directos, no hay demasiadas expectativas:"El Tesoro de Estados Unidos no parece dispuesto a destinar fondos",se dijo.

Más allá de las cifras, el Gobierno sabe que la ayuda externa dependerá dela solidez de los acuerdos políticos internos que pueda lograr el gobiernonacional con las provincias.

"El paquete debe blindar algo sólido; no sirve si las negociacionesdebilitan las medidas que hay que tomar", explicó un funcionario queparticipó en las duras negociaciones de Washington de la semana última. Losavances en el paquete de asistencia prolongaron ayer los buenos resultados delos mercados hacia la Argentina, tal como lo reflejó la baja de cinco puntos enel índice de riesgo EMBI Plus del JP Morgan.

La encargada del trazo fino de este blindaje será la poderosa subdirectoradel Departamento del Hemisferio Occidental del FMI, Teresa Ter-Minassian, quellegará a Buenos Aires entre el fin de semana y el lunes. La tarea de lafuncionaria será firmar una nueva carta de intención con el Gobierno a cambiode otorgar una ampliación del actual stand by por 7400 millones, junto a lasfacilidades suplementarias de reservas (SRF).

La sucesión de Tanzi

Antes de volar a estas latitudes, Ter- Minassian divide su tiempo entre lapreparación del reporte sobre la Argentina y la pelea por suceder al míticojefe de Asuntos Fiscales del FMI, Vito Tanzi. Anoche, la economista italianacompartió un cóctel de despedida de su compatriota, que se retirará a finesde mes del edificio de la 19 y H, en Washington, con otros competidores, como elsubdirector de Asuntos Fiscales, Peter Heller, y el argentino Mario Blejer,director del Departamento de Asia. Diversas fuentes del Fondo informaron ayer aLa Nación que Ter-Minassian es la candidata que cuenta con más posibilidadesde acceder al puesto por su "excelente trabajo", su nacionalidad y sucondición de mujer. Sin embargo, hay una condición importante para que lamujer que suele usar exóticos vestidos triunfe: que el rescate de la Argentinasea exitoso. "Mientras esté en discusión este paquete, Teresa no podráalcanzar ese lugar", aclaró una de las fuentes.

Si logra esta misión, Ter-Minassian volvería a encontrarse con un viejoconocido

Temas en esta nota