Más sobre los próximos cambios en el gobierno

15deDiciembrede2000a las08:02

Se va Machinea y lo reemplazaría López Murphy. También cambiarían alministro del Interior. Por Federico Storani asumiría un diputado nacional.Rehabilitan el polémico Ministerio de Infraestructura, pero se achicará sóloa determinadas funciones. Estudian unificar Salud y Acción Social, pero seignora futuro de Lombardo y Fernández Meijide. Podrían pasar a entidadesprogramas de asistencia. Fecha para los cambios: primeros días de enero. Haymás reestructuraciones en marcha aunque se duda por impacto político. ¿Cómoreaccionará el Frepaso si desplazan a Meijide? Además de perder a la dama,¿aceptará Carlos Chacho Alvarez a López Murphy luego que hace 48 horashablara contra él al criticar a la Fundación FIEL, cuyos miembros seguramenteformarán el equipo del nuevo ministro? Afectarían, además, responsabilidadesde Lopérfido.

El propio José Luis Machinea, al señalar ante varios amigos que él podríairse del gobierno luego de conseguir el blindaje, ha sido quien desató la mayorcantidad de versiones.

Aunque, justo es reconocerlo, Fernando de la Rúa trabaja con los cambios ensu gabinete desde hace tiempo, como lo anticipó este diario hace 48 horas. Noson casuales, además, las versiones de invitar a Domingo Cavallo, de pasar deárea al jefe de Gabinete, Chrystian Colombo, de transferir a AdalbertoRodríguez Giavarini o convocar a Javier González Fraga. Son varios, entreellos Carlos Chacho Alvarez, quienes proponen a Cavallo, pero al Presidente nole encaja del todo esa idea.

Tal vez, se conversó, si quisiera ser un «superencargado» para cobrarimpuestos o «un ministro plenipotenciario para vender la Argentina en elexterior», al mejor estilo Amalia Lacroze de Fortabat en tiempos de Menem. Másbien, esas alternativas semejaban a no consentirlo en su cercanía. GonzálezFraga nunca alcanzó estatura suficiente; el traslado de Colombo, por más quesea «un hombre del Presidente», sería insólito luego de reconocerlo como«un buen jefe de Gabinete» y Rodríguez Giavarini -una de las orejasprincipales de De la Rúa-no dispone de un equipo para ser acompañado enEconomía.

Queda, y no por descarte, López Murphy, quien sí dispone de reconocidosprofesionales (FIEL sería una de las canteras). La única objeción: parecedemasiado autónomo e inflexible. Pero es del partido, reputadointernacionalmente y hace más de 60 días el Presidente le encargó que dierauna mano en Economía: hace bastante que los militares sostienen que LópezMurphy se ocupaba mucho menos de sus temas que de los de otros ministerios.

Además de esto, Machinea colmó la medida con el último aumento deltransporte: se vendió mal, el desenlace fue peor y ahora algunos expertossostienen que no se entendió la prisa por resolver al mismo tiempo temas que noson compatibles (ferrocarriles, subtes y transporte urbano). O sea que setrataría de una separación de mutuo consentimiento el final entre Machinea yDe la Rúa.

Lo de Federico Storani se arrastra desde hace tiempo: nadie pudo entender,por ejemplo, que el titular del Interior no participara del importante acuerdoque se suscribió con todos los gobernadores. Bastante ajeno es al Presidente e,inclusive, éste tiene más diálogo con subalternos que con el ministro.Además, Storani competirá por la senaduría bonaerense y, ahora, su salida sepodría interpretar como un retiro ético. Para reemplazarlo hablan de undiputado nacional; nombres a barajar: Mario Negri, Raúl Baglini -gran candidatosi no tuviera tantos problemas de salud-, Carlos Maestro, Jesús Rodríguez y elalfonsinista José Gabriel Dumón.

Habrá que ver esta designación como una concesión distrital, partidaria yhasta ideológica (para cubrir el espectro de izquierda que equilibre el perfillibreempresista de López Murphy). La suerte de Lopérfido, al margen de siqueda cerca o no finalmente hoy Fernando de Santibañes comparte más horas conDe la Rúa que cuando

Temas en esta nota