Pagarían con reservas para acordar con el FMI

Por
01deNoviembrede2002a las08:15

Ante la inflexibilidad mostrada por el FMI en las negociaciones con la Argentina, en el Gobierno se comenzaron a estudiar caminos alternativos para cerrar el acuerdo.

Una de las propuestas que escuchó el presidente Eduardo Duhalde en los últimos días es ofrecer al FMI pagarle con recursos propios, es decir, reservas, u$s250 M al Banco Mundial dentro de catorce días y acelerar, al mismo tiempo, la llegada de una misión del FMI la próxima semana a Buenos Aires para firmar la Carta de Intención.

El vencimiento que opera en esa fecha es mucho mayor -se trata de u$s809 M que vencen el 14 de octubre mientras que hay tiempo hasta diciembre para pagar el vencimiento de u$s250 M por la garantía de un bono otorgada por el BM- pero algunos estrechos colaboradores del Presidente consideran que se trataría de un fuerte gesto de acercamiento para limar las diferencias con el FMI que entorpecen el acuerdo.

Entre los funcionarios de la delegación argentina que acompañan al ministro de Economía, Roberto Lavagna, en Washington, sin embargo, aseguran que “no hay nada decidido” al respecto.

En rigor, la iniciativa se contradice con la estrategia de negociación que hasta ahora viene llevando Lavagna, basada en la amenaza del default con los organismos internacionales.

Si el FMI aceptara otorgar un acuerdo, no tendría sentido el ofrecimiento oficial de pagar con reservas, a menos que se asuma que el entendimiento definitivo no llegará antes de mediados de noviembre y se busque entonces una solución intermedia para evitar las consecuencias que podría tener la cesación de pagos para la relación de la Argentina con los organismos internacionales de crédito.

Algo de esto pudo haber sido tema de discusión en la reunión que anoche mantuvo el ministro con el presidente del BM, James Wolfensohn.

Pero lo cierto es que Lavagna recién hoy se jugará su carta más fuerte en la reunión que mantendrá con el secretario del Tesoro norteamericano, Paul O’Neill, en la que le solicitará su respaldo ante las inflexibles autoridades del FMI.

Temas en esta nota