Una marca común para las carnes rioplatenses

Se trata de cortes de calidad certificada destinados a exportación

Por
04deSeptiembrede2003a las08:06

Ganaderos uruguayos y argentinos se asociaron para vender productos diferenciados en el mercado internacional

A corto plazo esperan faenar por mes entre 8000 y 10.000 vacunos

MONTEVIDEO.- Unos sesenta ganaderos uruguayos se unieron para lanzar la marca Carnes Hereford del Uruguay, un proyecto de integración de la cadena cuyo objetivo es captar mercados con un producto de calidad diferenciada.

En realidad, se trata de una iniciativa que surgió hace tres años en la Asociación Argentina de Criadores de Hereford y que ahora adopta la entidad homónima del país vecino. Esto supone un trabajo conjunto inédito en la región. Los productores esperan alcanzar en dos años una faena mensual de entre 8000 y 10.000 cabezas para atender en forma sostenida a clientes de primer nivel (cadenas minoristas y de restaurantes). A ambos lados del Río de la Plata, el producto tendrá idénticas características en cuanto a los protocolos de calidad y presentación. "Juntos podemos lograr la fidelidad de los clientes dispuestos a pagar un plus por la terneza de las carnes y premiar con mayor precio a nuestros proveedores de hacienda, que son los mismos accionistas", explicó Daniel de Mattos, gerente de Carnes Hereford del Uruguay.

En rigor, mientras que los uruguayos se beneficiarán con la actual inserción de la marca en la Unión Europea, los argentinos aprovecharán los canales comerciales que logre Uruguay en Estados Unidos, Canadá y México, mercados a los que ya accede en virtud de su mejor status sanitario. Claro que, además, los criadores orientales dejarán atrás la desventaja de precios respecto de las carnes argentinas, pues tradicionalmente reciben hasta un 10% menos por los mismos cortes, explica Víctor Tonelli, director ejecutivo de Carnes Hereford de Argentina.

Los productores esperan que esta relación los ayude también a resolver problemas comunes, sobre todo frente a terceros países. Definir, por ejemplo, cómo implementar un sistema de trazabilidad sin costos adicionales que sirva para responder a las exigencias europeas.

Raza con tradición

La raza Hereford es la de mayor presencia en Uruguay -reúne más del 70% del stock de la ganadería de carne del país-, y es reconocida en materia de mejoramiento genético. Por esto Roberto Vázquez Platero, presidente del Instituto Nacional de las Carnes de ese país, opina que "esta raza vieja aparece hoy como la más moderna", y señala el papel "civilizador" que juega este tipo de proyectos en la ganadería.

Los productores también obtienen sus beneficios. Primero: logran una mejor cotización de la hacienda. En la Argentina, en los dos primeros años del proyecto lograron en promedio una mejora del 5,4% respecto de la misma categoría en Liniers, libre de gastos, según Tonelli. Segundo: optimizan el manejo a campo a partir de la información que reciben del frigorífico. Tercero: aprovechan mejor subproductos como el cuero, mediante convenios comerciales específicos (para lo cual en lugar de poner la marca en el medio del lomo la ponen en el nacimiento de la cola). Cuarto: capitalizan la información de mercado que les llega a través de sus clientes, aprovechando todas las oportunidades de agregar valor.

"Pensamos llevar este programa a Brasil en algún momento, aunque no es fácil integrar economías, métodos de trabajo y culturas diferentes", señala Tonelli. De hecho, el directivo advi

Temas en esta nota