La carga tributaria debe ser equitativa

La clave de todo cronograma fiscal es identificar correctamente a los contribuyentes.

Por
06deOctubrede2003a las08:14

En los últimos meses se incrementó la actividad fiscalizadora desarrollada por la AFIP en la lucha que el organismo liderado por Alberto Abad realiza contra la evasión. así como también perseguir penalmente a quienes colaboran con los evasores mediante la asociación ilícita.

En un informe especial elaborado para AACREA, el especialista Gabriel Horacio Gambacorta, considera que cuando se elabora la planificación tributaria, es importante definir quiénes son los sujetos de la misma, o sea sobre quiénes hay que trabajar.

«Por ejemplo, si tenemos frente a nosotros una SA, con base en una empresa de familia, que arrienda el campo a dos personas físicas que a la vez son los accionistas de la sociedad, lo ideal sería incluir en el análisis -como mínimo- a la SA, a sus accionistas, a las personas físicas y a los directores (que pueden ser otras personas).»

Gambacorta aclara que ver al grupo empresario como un sujeto independiente de cada uno de los que lo integra, puede ayudar a identificar figuras de planificación totalmente lícitas que redunden en beneficios impositivos o de otra índole, como por ejemplo una reorganización libre de impuestos a través de una fusión, que elimine alguna etapa comercial gravada con el Impuesto sobre los Ingresos Brutos.

• Dividendos

Otro ejemplo es la política de dividendos. Existe el impuesto de igualación, que grava los dividendos distribuidos cuando no hay resultados impositivos acumulados. En ese caso, se puede evitar o reducir la carga tributaria determinando el período en el que se van a distribuir o qué empresa del grupo lo va a hacer en función de los resultados impositivos acumulados que tenga cada una. La elección de la fuente de financiamiento del negocio también incide en la carga tributaria. Financiar el activo de una empresa con capital propio o con capital de terceros, remunerados con dividendos e intereses respectivamente, genera efectos fiscales diferentes por el distinto tratamiento impositivo que tienen ambos conceptos. No se puede establecer una regla general sobre este tema, debiéndose analizar cada caso. En ambas situaciones, tampoco es neutral si quien coloca los fondos es un sujeto del país o del exterior o si, por ejemplo, se elige la figura del fideicomiso para obtener financiamiento.

Un elemento clave para que la planificación fiscal sea exitosa es la determinación del momento de realización. En términos generales, se presentan las siguientes oportunidades:

• Planificación estructural. Incluye un relevamiento total inicial, identificación de oportunidades y ejecución de los cambios.

• Planificación dinámica. Permite modificaciones por factores exógenos cuando cambian las normas o cuando se produce algún cambio de contexto que determina que las leyes funcionen de otra manera sin haber cambiado (por ejemplo, el Ajuste por Inflación Impositivo en el agro). También puede haber modificaciones por factores endógenos, cuando se producen cambios en los negocios de la empresa, reestructuraciones, etcétera.

Temas en esta nota