Acreedores del mundo se unen para negociar con la Argentina

Se avecinan momentos decisivos para la reestructuración de la deuda. En breve, probablemente la semana próxima, el gobierno anunciará la selección de bancos que actuará en la colocación.

Por
05deDiciembrede2003a las08:47

Por eso, los acreedores anunciaron ayer en Wall Street la conformación de un «grupo global» para sumar fuerza en el tire y afloje. Participarán fondos estadounidenses, bancos japoneses, pequeños tenedores italianos y alemanes. No fueron incluidos, al menos en esta etapa, acreedores argentinos. El secretario de Finanzas, Guillermo Nielsen, reiteró ayer que todos tendrán un «trato equitativo» y aseguró que el gobierno «no avanzará unilateralmente» con la propuesta, sino que ésta surgirá de una negociación. Los acreedores se habían mostrado dispuestos a aceptar una quita nominal de 35% del capital de la deuda. Está aún lejos de 75% que presentó el equipo económico, que continúa mostrándose inflexible, aunque ahora dispuesto a escuchar.

Los acreedores internacionales anunciaron ayer la conformación de un «grupo global» para encarar la renegociación de la deuda en default con el gobierno argentino. En total, poseen bonos de la Argentina por una suma que supera largamente los u$s 10.000 millones.

Así, buscan fortalecerse para la etapa final de las discusiones sobre la reestructuración, ya que el secretario de Finanzas, Guillermo Nielsen, anunció que «hacia fines de enero o principios de febrero» se dará a conocer la oferta.

El grupo aglutina a prácticamente todas las asociaciones de acreedores que se conformaron durante este año alrededor del mundo. El anuncio lo formuló ayer Hans Humes, titular del Argentine Bondholders Comitee (ABC), que reúne a bancos y fondos de inversión estadounidenses con acreencias por u$s 7.000 millones. Fue durante la reunión anual en Wall Street del EMTA (Emerging Markets Traders Asociation), que tuvo a Nielsen como orador principal.

•Definición

Junto con el ABC estarán los siguientes grupos: los bancos japoneses Tokio Mitsubishi y Shinzei Bank (principales tenedores de bonos samurai), Task Force Argentina (que está encabezada por Nicola Stock y reúne a bonistas italianos) y ABRA, entidad que agrupa a la mayor parte de acreedores europeos bajo el mando del economista Adam Lerrick. No participan de esta iniciativa asociaciones argentinas, aunque sí existe un contacto permanente.

La conformación de los denominados «steering comitee» es usual en todas las renegociaciones de deuda que efectúan empresas, bancos y también los países. Ahora, será el equipo económico el que deberá definir si acepta que este grupo global actúe como interlocutor a la hora de negociar las condiciones de los nuevos bonos que se emitirán.

El grupo ABC presentó anteayer una propuesta de renegociación de la deuda, que cuenta con el apoyo de los restantes acreedores y es vista con buenos ojos por el Fondo Monetario Internacional. Propone una reducción nominal de 35% de la deuda, que representa casi 60% de quita de valor presente. Pide, además, que 5% de los intereses vencidos se paguen «cash» por el equivalente a u$s 500 millones y refinanciar el resto para 2018. También presentó un esquema atractivo de tres bonos, cuyos vencimientos están relacionados con los plazos de los títulos en poder de los acreedores.

Temas en esta nota