Preparan duro informe sobre el FMI por crisis argentina

Con una extensa reunión en la que el sindicalista Hugo Moyano y Héctor Recalde (abogado del MTA) relataron su visión de la crisis argentina.

Por
15deDiciembrede2003a las08:51

Con una extensa reunión en la que el sindicalista Hugo Moyano y Héctor Recalde (abogado del MTA) relataron su visión de la crisis argentina, los representantes de la Oficina de Evaluación Independiente (OEI) del Fondo Monetario Internacional -la auditora interna que investiga la responsabilidad del organismo sobre lo sucedido en el país- cerraron el viernes su visita de cuatro días a Buenos Aires.

El japonés Shinji Takagi, que encabezó la delegación de la OEI, anunció antes de partir a Washington que darán a conocer a fines de marzo de 2004 las conclusiones de su investigación. Sería un crítico informe.

Takagi realizó en Buenos Aires numerosos encuentros con legisladores, empresarios, dirigentes sindicales y del sector financiero.

Obviamente, el auditor no pudo acercarse mucho a lo realmente sucedido en el país a través de los dichos de Moyano. Según relató Recalde a este diario, el sindicalista explicó que la sobrevaluación cambiaria trajo una fuerte caída en el trabajo en su gremio. «El transporte de carga por carretera se lo quedó todo Brasil», relató Moyano. Y agregó que «hubo numerosos cierres de fábricas por la invasión de productos extranjeros».

Recalde dijo que durante la convertibilidad el gobierno firmó compromisos con el FMI para sancionar leyes que perjudicaron a la Argentina. Era su visión: en realidad, afectaban sus intereses (cajas sindicales) y terminaban con privilegios. Por ejemplo, la desregulación de las obras sociales de 2000 o la flexibilización laboral en 1991.

Según comentó a este diario José Luis Guaresti, un ex directivo del Banco Central que presentó una de las primeras denuncias ante la OEI, el funcionario japonés dijo que había mantenido reuniones con autoridades de la provincia de Buenos Aires y con los ministros de Economía que estuvieron durante los 10 años de convertibilidad: Domingo Cavallo, Roque Fernández, José Luis Machinea y Ricardo López Murphy.

Período investigado

La única referencia que hizo Takagi según Guaresti sobre estas reuniones fue que la «que mantuvo con Cavallo duró todo un día». El representante de la OEI afirmó el viernes en una reunión que mantuvo con la prensa que no se contactó con funcionarios del actual gobierno porque «el estudio está basado en el papel que tuvo el FMI entre 1991 y 2001».

Y aunque Takagi no quiso adelantar su opinión respecto del contenido del informe, dejó entrever que la conclusión no será favorable al Fondo.

El informe con las conclusiones será elevado al directorio del FMI que no tiene la facultad de poder impedir que se publique. Isabelle Mateos y Lago, integrante de la delegación de la OEI que junto con Neuriel Roubini estuvo en la Argentina, aclaró que «hasta ahora no hubo inconvenientes con estudios anteriores, que en muchos casos no eran favorables al FMI».

La ejecutiva agregó que «en los tres informes que presentamos el FMI nunca puso objeciones, incluso en más de una ocasión cambió su política debido a nuestras investigaciones».

Temas en esta nota