El gobierno consigue otros $ 1.300 M para deudas

El equipo económico sigue buscando recursos para afrontar pagos por vencimientos de títulos y con el FMI. Ya el lunes utilizó la asistencia del venezolano Hugo Chávez, la de Santa Cruz y la del Banco Hipotecario

05deOctubrede2005a las09:26

El equipo económico sigue buscando recursos para afrontar pagos por vencimientos de títulos y con el FMI. Ya el lunes utilizó la asistencia del venezolano Hugo Chávez, la de Santa Cruz y la del Banco Hipotecario. Ayer se conoció que esa provincia aportará otros u$s 50 millones y al mismo tiempo desde Economía utilizarán recursos ociosos que poseen algunos fondos fiduciarios (en total $ 1.300 millones). Se complica Lavagna ya no sólo por postergar un acuerdo con el FMI, sino por no aceptar ahora emitir BODEN 2015 a una tasa de más de 8,50% anual en dólares. Puede terminar pagando más caro.

Roberto Lavagna sigue recurriendo a mecanismos poco convencionales para hacer frente a las necesidades financieras del gobierno. Ayer, la Resolución 544/ 2005 autorizó al Fondo Fiduciario para la Reconstrucción de Empresas a comprar títulos emitidos por la Tesorería, siempre y cuando no superen el plazo de un año.

Este fondo tenía como objetivo en los últimos dos años aportar un subsidio para aquellos deudores hipotecarios que hubieran recurrido al salvataje estatal. Sin embargo, su aplicación resultó muy limitada, a tal punto que ahora se está elaborando un nuevo proyecto para ayudar a quienes no pueden pagar la cuota de sus créditos para la vivienda.

Sus recursos llegan a $ 1.300 millones (equivalentes a u$s 450 millones), según se detalla en el Presupuesto 2005. Si bien se autoriza también a aplicar el dinero en plazos fijos en bancos o comprar Letras del Banco Central, todo indica que el principal destino serán las arcas de la Tesorería.

El origen de los recursos que maneja este fondo hay que buscarlo en un crédito del Banco Mundial, que a mediados de los ''90 aportó a la reconversión de los bancos públicos. Concluida esa aplicación, los fondos remanentes quedaron prácticamente sin utilización durante varios años.

• Estrategia

Echar mano a los fondos fiduciarios o incluso a organismos autárquicos es la estrategia que tienen en Economía para ir cubriendo momentáneamente las necesidades de financiamiento, ante la decisión de declarar desierta la licitación de BODEN 2015 por u$s 1.000 millones. La determinación se tomó para no convalidar tasas que consideraban excesivas, cercanas a 8,80% anual en dólares, cuando se buscaba un rendimiento no superior a 8,40%.

En el caso de la ANSeS, la institución tiene colocados 250 millones de pesos en Letras emitidas por la Tesorería a plazos de 90 días. La última colocación fue realizada el 11 de octubre y sería renovada. «Colocamos así el dinero simplemente porque nos paga más interés que un plazo fijo; no tenemos un objetivo particular de financiar al Estado», explicaron en la repartición. También la AFIP está destinando parte de sus recursos excedentes (se habla de hasta 700 millones de pesos) para financiar necesidades financieras de la Tesorería.

En los últimos días, Economía amplió la emisión de BODEN 2012, también con el objetivo de cubrir el bache de financiamiento para el último trimestre de 2005, que llega a u$s 1.700 millones. En este caso, quienes suscribieron los títulos fueron el gobierno de Venezuela (u$s 150 millones), la provincia de Santa Cruz (u$s 50 millones) y el Banco Hipotecario (u$s 150 millones). En total, estas nuevas suscripciones le dieron a Economía casi u$s 350 millones.

• Anuncio

El gobierno santacruceño de Sergio Acevedo adelantó ayer que destinará otros u$s 50 millones para la compra de títulos públicos. Se trata de una porción de los u$s 531 millones que Santa Cruz mantiene en el exterior y que serán repatriados al país. Originalmente su destino era la obra pública.

En los últimos días circularo

Temas en esta nota