La economía argentina se recuperó y dicen que seguirá en alza en 2006

Un informe de la Cepal señaló que el PBI argentino llegó al 8,6%, un resultado que no se veía desde 2001.

Por
16deDiciembrede2005a las08:38

Un informe de la Cepal señaló que el PBI argentino llegó al 8,6%, un resultado que no se veía desde 2001. Advierte también que la inflación se incrementó un 12%. Estiman que la economía se mantendrá en 2006

La economía argentina creció un 8 por ciento este año y mantendrá una
tendencia de "crecimiento sostenido" en 2006, estimó la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL), que advirtió sin embargo por el "visible aumento" de la inflación en el país.

El organismo que preside José Luis Machinea difundió hoy en Santiago de Chile su Balance Preliminar, donde destacó que "las perspectivas para 2006 apuntan a una prolongación del comportamiento expansivo de la actividad" en el país, aunque también señaló que "el comportamiento de los precios constituye un
tema de interés público".

Además, la economía argentina recuperó "con holgura" los niveles de hace siete años, afirmó la CEPAL.

El resultado supone la consolidación del proceso de recuperación que Argentina emprendió tras la crisis de 2001, reflejado en la expansión que el PIB anotó en el 2003 (8,8 por ciento) y 2004 (9,0), a juicio de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL).

En su "Panorama Preliminar de las Economías de América Latina y el Caribe 2005", la CEPAL señala que aunque la inflación aumentó el 12 por ciento (6,1 en 2004), el salario medio real también se incrementó el cinco por ciento este año y el desempleo disminuyó al 11,6 por ciento (13,6 en 2004).

Las exportaciones llegaron a 46.525 millones de dólares (39.772 millones en 2004) y las importaciones aumentaron desde 28.177 a 35.998 millones de dólares, con un saldo positivo en cuenta corriente de 4.655 millones de dólares y de 3.621 millones en la cuenta de capital y financiera, con un superávit de 8.276 millones en la balanza global.

"Todos los componentes de la demanda interna mostraron aumentos significativos, particularmente la inversión, que se mantuvo por encima de la variación del PIB, con la formación de bruta de capital fijo representando más del 20 por ciento del PIB hacia finales de año", destaca el documento.

También se registró un fuerte aumento en la recaudación de impuestos y, debido a mayores ingresos, el sector público consiguió un superávit primario mayor al previsto, pese a un apreciable aumento del gasto.

Las perspectivas de Argentina para el 2006, según la CEPAL, "apuntan a una prolongación del comportamiento expansivo de la actividad económica", con una previsión de crecimiento del seis por ciento en su PIB.

"Después de varios años de intensa recuperación, se espera mantener la tendencia de crecimiento sostenido, lo que implicaría un reforzamiento de los flujos de inversión y ahorro", añade.

La CEPAL también destaca que en el 2005 el gobierno argentino logró con éxito canjear 81.800 millones de dólares de su deuda pública en suspensión de pago mediante de la emisión de tres tipos de bonos expresados en diversas divisas y en pesos, por un total de 35.000 millones de dólares.

Después de la reestructuración, la deuda pública representa cerca del 70 por ciento del PIB, una cuarta parte correspondiente a pasivos con organismos internacionales, a los que pagaron unos 2.300 millones de dólares en la primera mitad del año.

La CEPAL destaca que el canje de la deuda se efectuó al margen del Fondo Monetario Internacional (FMI).

Temas en esta nota