Carnes: sin cambios en los precios

Kirchner pidió un reporte diario

Por
16deDiciembrede2005a las08:47

Aunque no le quita la lupa de encima, el Gobierno considera que las cotizaciones del mercado ganadero tenderán a la baja en las próximas semanas y, por consiguiente, que los precios de los cortes en el comercio minorista no depararán nuevas subas como ocurre normalmente a fines de año.

El presidente Néstor Kirchner le pidió a la Secretaría de Agricultura un reporte diario de lo que ocurre en el ámbito de comercialización de hacienda para monitorear personalmente el tema. Los elevados ingresos de hacienda registrados esta semana en el Mercado de Liniers aliviaron la tensión entre los representantes de la cadena de ganados y los funcionarios que mantuvieron una reunión de "monitoreo" del mercado. Hasta ayer, la oferta de ganado alcanzó las 44.700 cabezas y, para hoy, se esperan unos 10.000 vacunos más.

El índice novillo cerró en 2,36 pesos por kilo vivo (como se informa en la página 7) lo que representa una baja de casi 10 centavos respecto de la jornada anterior. "Lo que deseamos es que la carne no suba y con estos valores de la hacienda no hay excusas para que haya aumentos en el comercio minorista de carnes", dijo ayer el director de la Oficina de Control Comercial Agropecuario (Oncca), Marcelo Rossi, que encabezó el encuentro con el sector privado.

La mesa de ganados y carnes volverá a reunirse la semana próxima para evaluar medidas de mediano y largo plazo, con el propósito de lograr una mayor oferta de vacunos en 2006. Desde el Gobierno evalúan una bancarización (exceptuado el impuesto al cheque) del método de compra y venta de hacienda para evitar el comercio en negro.

También existe una idea para impulsar cambios en la comercialización de la carne que reemplazaría la media res por un sistema de cortes. Desde las entidades del agro, los representantes de la industria frigorífica y los consignatarios de hacienda se pretende presentar una propuesta que incluye créditos "blandos" para reconversión industrial y la producción de forrajes. Además, ofrecerían la autorregulación de las exportaciones de carnes para atender con prioridad la mayor demanda de carnes en el mercado interno.

"Es inédito que todos estemos pensando en medidas de largo plazo y no sólo en los reclamos coyunturales", opinó el presidente de la Cámara de la Industria y el Comercio de Carnes, Miguel Schiariti, que prevé una nueva situación crítica para la próxima primavera. En tanto, la Confederación de Asociaciones Rurales de Buenos Aires y La Pampa (Carbap) decidió ayer declararse en "estado de alerta y movilización" en protesta por las últimas medidas del Gobierno.

Franco Varise

Temas en esta nota