Malestar en Brasil con los molinos argentinos

Firmas de ese país denuncian dumping

Por
26deJuliode2008a las08:10

Los molinos de trigo de Brasil podrían pedir una investigación por supuesta competencia desleal o dumping contra la harina proveniente de la Argentina, advirtió ayer el jefe de la Asociación Brasileña de la Industria del Trigo (Abitrigo), Sergio Amaral.

Sin embargo, se supo que antes de oficializar esa petición la entidad aguardará el encuentro entre los presidentes Lula da Silva y Cristina Kirchner, por realizarse en Buenos Aires el próximo 4 de agosto, a la espera de que un entendimiento entre las partes evite la aplicación de un sobrearancel a la exportación de harina argentina a Brasil.

Ese país es el principal cliente del trigo en grano argentino. Los volúmenes previstos para este año alcanzarían un 10 por ciento del mercado, un nivel límite. Pero ya analizó aplicar restricciones arancelarias a la importación de harina a inicios de año.

"Si entre los presidentes no hubiera un entendimiento, el sector va a tomar esa medida", insistió Amaral, un ex ministro y diplomático de carrera.

Las exportaciones de harina argentina a Brasil llegarían a las 850.000 toneladas este año, unas 250.000 toneladas más que en 2007. "Vienen creciendo casi en proyección geométrica", se quejó Amaral, que se declaró en favor del libre mercado "siempre que no haya prácticas desleales".

Según Abitrigo, los molinos argentinos compran el trigo a $ 320 pesos (105,9 dólares) por tonelada y, una vez que se comprueba la venta al mercado interno, reciben del Gobierno $ 170 para que mantengan los precios internos controlados. Pero la entidad denuncia que algunos molinos que reciben ese valor estarían exportando harina a Brasil, que ingresa así a precios por debajo de los costos de producción local.

Temas en esta nota

    Cargando...