Brasil recuperó la alegría, con la mayor suba en 10 años

La bolsa trepó casi 15%, pero todavía acumula una caída del 36% en el año y del 17,6% en el mes. El gobierno sigue profundizando las medidas de auxilio financiero.

Por
14deOctubrede2008a las07:14

El tan ansiado día finalmente llegó y los mercados del mundo tuvieron su recuperación. Cambio de tendencia o “rebote de gato muerto” (Anne Krueger dixit), será debate por estos días si las subas se prolongan más allá de un día. En las plazas de América latina, quien sobresalió fue Brasil. Hiper castigado por la sangrienta fuga de capitales (que deprimió a las acciones y al real), el mercado paulista resucitó de sus cenizas: ayer, en medio de un rebote generalizado de los activos, el Bovespa trepó 14,66% hasta los 40.829 puntos mientras que el dólar en Brasil se pulverizó 7,31% y cerró en 2,14 reales (cuando el viernes pasado estaba estacionado en 2,30).

La fuerte recuperación de los mercados le permitió a la bolsa paulista obtener su mayor suba diaria en una década. De todas formas, el accionar de las autoridades locales también permitió que se respire algo más de tranquilidad: el Banco Central aliviará aún más los requerimientos de reservas del sistema bancario, en la cuarta oportunidad en tres semanas en que libera efectivo para aumentar la liquidez en el mercado doméstico. Las medidas buscan liberar hasta 147.100 millones de reales (u$s 68.500 millones) en efectivo, que las instituciones financieras deben mantener en el ente monetario. El Central dijo que liberará todos los requerimientos de reservas sobre depósitos a plazo e interbancarios, “de acuerdo con las necesidades de liquidez de los mercados”. También eliminará requerimientos adicionales de reservas sobre depósitos a la vista y a plazo, lo que podría aumentar la liquidez en 100.000 millones de reales.

La autoridad monetaria también elevó el piso para los encajes sobre depósitos a la vista, a plazo y de ahorros, lo que agregaría otros 27.100 millones de reales al sistema bancario. El banco elevó a 1.000 millones de reales, desde 700 millones de reales, el piso de descuentos sobre los requerimientos adicionales de reservas; y también aumentó a 2.000 millones de reales, desde 700 millones, el piso de depósitos a plazo.

Para inundar la plaza de dólares ante la mayor demanda, ayer vendieron u$s 494,5 millones en contratos de swaps de una oferta de alrededor de u$s 1.700 millones de dólares. El banco reanudó su venta de swaps la semana pasada, en la que realizó cinco subastas por u$s 5.630 millones y apeló a sus reservas internacionales para vender dólares en el mercado spot.

Temas en esta nota

    Cargando...