El saldo comercial aún está saludable

Se duplicó respecto de un año atrás.

Por
25deOctubrede2008a las08:11

El puerto, con buen movimiento el mes pasado
 
El retroceso en el superávit comercial de la Argentina, un excedente clave en la estabilidad de la economía ya que nutre de dólares al país, forma parte por ahora sólo de las proyecciones: el saldo entre exportaciones e importaciones se duplicó en septiembre. Según datos del Instituto Nacional de Estadística y Censos (Indec), alcanzó los US$ 1669 millones de dólares, un 95% por encima del correspondiente al mismo mes del año anterior.

Fue determinante el desempeño de las exportaciones, que crecieron básicamente gracias al aumento de los precios de las commodities . Las ventas al exterior aumentaron un 45% (sumaron US$ 6980 millones), mientras que las importaciones registraron una expansión de un 34% (fueron de 5311 millones).

El 71% del incremento de las exportaciones está explicado por el alza de los precios internacionales, cuyo impulso prácticamente acaba de desaparecer de la mano de la crisis financiera internacional. ?El principal canal por el que llegará el impacto de la crisis mundial a la economía argentina será el precio de las commodities ?, reiteró ayer un informe de la consultora abeceb.com.

Un dato llamativo fue la caída de las exportaciones de productos primarios en cantidades (se retrotrajeron un 10% en la comparación interanual). ?Esto estaría indicando el agotamiento de los stocks acumulados luego del conflicto del campo y una mayor reticencia a la venta, producto de la caída de las cotizaciones de la soja?, señaló abeceb.com.

El crecimiento interanual de las importaciones en septiembre (34%) resultó mayor que el del mes anterior, aunque se encontró por debajo de la tasa de crecimiento promedio de este año (40%). El rubro que menos creció fue el de bienes de capital (23%), dentro de los cuales los productos que más se destacaron fueron teléfonos celulares y compras de aviones, cuya incidencia en la estructura productiva local es relativa.

Con el resultado de septiembre, el saldo comercial de los primeros nueve meses de este año llegó a los US$ 10.229 millones, unos 1000 millones por debajo del excedente de todo el año anterior. Entre enero y septiembre de 2008, las exportaciones crecieron un 40% respecto del mismo período del año anterior, pero el volumen enviado al exterior sólo lo hizo un 5%. Las ventas de manufacturas agroindustriales y de combustibles y energía cayeron un 5 y un 18%, respectivamente.

El Gobierno proyecta para este año un saldo comercial favorable de US$ 12.226 millones, que caería a 11.977 millones el año próximo, según las estimaciones del proyecto de ley de presupuesto 2009. Pero Ramiro Castiñeira, de la consultora Econométrica, predice que rondará sólo los 1000/2000 millones el año venidero.

 

Temas en esta nota

    Cargando...