Se confirma un fuerte freno de la economía real

Según un estudio privado, el nivel de actividad pasó de crecer 5,6% a menos de la mitad, sólo 2,3% en octubre.

Por
19deNoviembrede2008a las07:35

La economía real pisó el freno a fondo en los últimos 60 días. Prueba de ello es la proliferación de indicadores oficiales y privados que reflejan la marcada desaceleración del nivel de actividad.

En este sentido, ayer la consultora Orlando Ferreres & Asociados informó que el Indice General de Actividad (IGA), mostró el mes pasado una mejora de apenas 2,3% frente a octubre de 2007. Habría que remontarse cinco años para hallar una cifra similar.

El dato cobra relevancia si se tiene en cuenta que aun en el segundo y tercer trimestre del año el crecimiento promedio fue del 5,3%; por lo que ahora el ritmo de expansión se redujo súbitamente a menos de la mitad. Al menos eso es lo que refleja el primer mes del último trimestre del año. Y ciertamente las perspectivas para noviembre y diciembre no lucen mejores.

El IGA que elabora Ferreres es un indicador del nivel de actividad que replica, con diferencias menores, el comportamiento del PIB que informa el Gobierno pero con mayor demora. Estos números podrían estar confirmando lo que varios analistas ya advierten: el cuarto trimestre del año reflejará una fuerte desaceleración que se podría transformar en recesión durante el primer trimestre de 2009. Cabe recordar que técnicamente un país ingresa en recesión si acumula dos trimestres consecutivos caída del PIB frente al periodo inmediato anterior.

“Pese a que ya veníamos observando una desaceleración de la economía local, a partir de octubre este proceso se intensificó. La crisis internacional comenzó a dar fuertes coletazos en el país, y con la recesión económica en las principales potencias, el comercio global y el precio de los commodities ya se ven disminuidos”, comentó la consultora en el informe difundido ayer. “A este escenario se suman incertidumbres generadas localmente, como la estatización de las AFJP y la baja en la calificación de la deuda soberana por parte de Standard & Poor‘s, que provocaron salida de capitales, suba del dólar y tasas de interés, y retiro de depósitos”, agregó Ferreres.

Desagregando los sectores que conforman el IGA se observó que la mejor performance fue para el rubro de “intermediación financiera”, es decir los bancos, lo cual se explica por la marcada suba de tasas activas y pasivas. El sector creció 14,4% interanual en octubre. Bastante más atrás, le siguió “administración pública y defensa” con un ascenso del 4%, escoltado por “transporte y comunicaciones” con 3,7%.

La única y marcada caída en el nivel de actividad la sufrió “agricultura, ganadería, caza y silvicultura” con un derrape de 9,7%.

Temas en esta nota

    Cargando...