Aunque controlado, el dólar trepa todos los días un escalón

El billete cerró a $3,35 y el mayorista, a $3,34, con una leve suba. De tener éxito el plan de Cristina, podría aumentar la oferta de dólares. Pero todavía la desconfianza pesa.

Por
26deNoviembrede2008a las07:35

Indiferencia en el mercado de cambios ante el proyecto oficial que pretende impulsar un plan para el blanqueo y repatriación de capitales como defensa a la crisis financiera. En primer lugar, el anuncio de Cristina Kirchner se dio sobre el final de la rueda cambiaria, con lo cual no llegó a impactar en la cotización del dólar. Así, la moneda norteamericana apenas se movió unas 3 milésimas hacia arriba, cerrando en $3,339 para la compra y $3,34 para la venta, nuevamente con escaso volumen. Sin embargo, el dólar de a poco gana terreno, de alguna manera respaldado por el Banco Central (BCRA), que ayer compró alrededor de u$s 40 millones.

No obstante, en las casas de cambio aseguran con bastante apatía, que aún con los posibles incentivos fiscales, la confianza de los inversores pende de un hilo y, por cierto, muy finito. En rigor, el tipo de cambio implícito para traer dinero al país -conocido como el contado con liquidación- sigue unos puntos por encima de la cotización del día, en $3,50. Lo que establece que aún hoy, con los ojos del Gobierno encima de los operadores, las divisas continúan saliendo del país.

Pero además, los operadores -que aprovecharon para expresar sus quejas hacia los persistentes controles- descreen que el plan funcione, alegando que los inversores no se mueven tanto por el porcentaje para blanquear capitales, como por otras variables. “En el corto plazo, no impactará. De hecho en un día de anuncio, el mercado suele estar expectante y hoy (por ayer) no pasó nada. Habrá que ver finalmente qué condiciones se aprueban y si se respetan. Creo que los que tienen sus dólares afuera temen que después no los puedan volver a sacar (como está ocurriendo ahora)”, denunciaron desde una entidad financiera.

A su vez, se descargaron, en todo caso el BCRA es el encargado de fijar el tipo de cambio. “Acá no pasa nada; es un mercado muerto y controlado. Por otra parte no creo que haya quien se anime a traer el dinero, porque los incentivos son para los que inviertan y no sé si alguien se anime a invertir en el país como están las cosas”, dijo un operador. Pero lo cierto es que es temprano para evaluar reacciones. “Hoy es un proyecto y nada más. Es un primer paso, pero faltan otras señales para llevar tranquilidad a los inversores”, agregó .

Con todo, el plan podría leerse como una estrategia para que el Central tenga más respaldo para recuperar reservas. Y es que de aprobarse el proyecto, los capitales que ingresen -aunque haya recelo en el mercado-inundarían de dólares la plaza, es decir que aumentaría la oferta de divisas con lo que cedería la cotización del dólar frente al peso y Martín Redrado, titular del ente monetario, tendría así un mayor margen de actuación para comprar dólares. De esta manera, funcionaría como contrapeso para que el dólar no caiga, evitando la reaparición de reclamos industriales o quedar desfasados con los tipos de cambio de la región. “El Gobierno no quiere un dólar a $4, pero tampoco lo quiere en $3 o por debajo de ese número”, aseguraron desde un banco nacional.

Por Dolores Ayerra.

Temas en esta nota

    Cargando...