La faena de julio alcanzó otro récord

Según un informe de Ciccra, la mitad de las 1,5 millón de cabezas son hembras.

Por
04deSeptiembrede2009a las07:39

La faena de la industria frigorífica se ubicó en julio en el millón y medio de cabezas, cifra que marca un nuevo récord histórico anual, según el último informe de la Cámara de la Industria y Comercio de Carnes (Ciccra). Dentro de esa composición, la participación de las hembras alcanzó un nivel de casi 50 por ciento.

En los primeros siete meses del año, la industria frigorífica habría faenado casi 9,5 millones de cabezas, lo que implicaría un nivel de actividad promedio de alrededor de 1,35 millón mensual. Estos valores continúan ubicados entre los más elevados de la serie que se inició en 1990.

Un 2010 complicado. En el primer semestre de este año, la faena aumentó 14 por ciento en comparación con el mismo período de 2008. Sin embargo, la cámara sostiene que los récords de actividad registrados en 2008 y 2009 constituyen una señal de extrema gravedad.

En este sentido, alertó que la cadena de valor de la carne vacuna está operando a un ritmo insostenible hacia el futuro, explicado, fundamentalmente, por la liquidación de hembras y, por lo tanto, de existencias ganadera. Estimó que la participación de las hembras en la faena total alcanzó un nivel de casi 50 por ciento, guarismo que resultó levemente superior al registrado en el mismo lapso de 2008 (49,4 por ciento).

En términos históricos, esta fase de liquidación es la más extensa de las últimas décadas. Son 34 meses ininterrumpidos en los cuales la participación de las hembras en la faena total resultó muy superior al nivel crítico requerido para poder mantener constante el rodeo vacuno, según afirman desde la industria frigorífica.

En función del nivel de actividad promedio mensual registrado en los primeros siete meses del año, durante 2009 la actividad sectorial superará el nivel de 15 millones de cabezas faenadas y alcanzará un nuevo máximo respecto de 2008.

En cambio, el año próximo el sector volvería a registrar una contracción en su nivel de actividad producto de la escasez de hacienda joven para enviar a faena, admiten desde la cámara empresaria que agrupa a los frigoríficos de la provincia de Buenos Aires. En julio la producción habría alcanzado un volumen total de 318 mil toneladas res con hueso, llevando la producción total a más de dos millones de toneladas en los siete meses, con un aumento de 14,4 por ciento interanual.

Creció la exportación. Por otra parte, el nivel de actividad registrado en los frigoríficos durante julio se reflejó en el comportamiento del comercio exterior. En los primeros siete meses del año, las exportaciones de carne alcanzaron las 310 mil toneladas peso producto, lo que representó un crecimiento de 61 por ciento en comparación con el mismo período de 2008, y se constituyó como el mejor de los últimos cuatro años.

Temas en esta nota

    Cargando...