El BCRA forzó a cerealeras a liquidar divisas y compró u$s 40 millones

La norma que elaboró la entidad conducida por Mercedes Marcó del Pont el martes pasado debutó ayer. Impide a las exportadoras prefinanciarse en pesos y en el mercado local.

Por
El BCRA forzó a cerealeras a liquidar divisas y compró u$s 40 millones
08deNoviembrede2013a las07:18

El Banco Central se anotó una pequeña victoria ayer, tras perder u$s 10.000 millones de sus reservas en lo que va del año. La entidad conducida por Mercedes Marcó del Pont logró comprar u$s 40 millones, el dólar mayorista cayó un centavo y las reservas subieron u$s 10 millones en un día en el que empresas cerealeras liquidaron entre u$s 100 y u$s 150 millones como resultado de una nueva norma de la autoridad monetaria. 

El martes, el directorio del BCRA había publicado la Comunicación “A” 5493 con la que impidió a grandes empresas exportadoras –para fines prácticos, a unas pocas grandes cerealeras– prefinanciar sus exportaciones en el mercado local, al tiempo que limitó a los bancos para prestar a esas mismas empresas. La comunicación tenía como objetivo obligar a esas empresas a tomar prefinanciaciones a las exportaciones en dólares y en el exterior, para estimular así el ingreso de esas divisas al país.

En su primer día de vigencia, la decisión del BCRA rindió frutos de inmediato. Según fuentes de la propia entidad y del mercado, diferentes cerealeras habrían liquidado ayer entre u$s 100 y u$s 150 millones en el día. La semana pasada, el sector agroexportador había liquidado unos u$s 65 millones al día, en promedio.

Ayer se operaron u$s 375 millones en las dos plazas mayoristas (u$s 291 millones en el Siopel y u$s 84 millones en el MEC), más de u$s 150 millones por encima del promedio diario del mes de mayo, en el que se concentra la mayor parte del ingreso de divisas de la cosecha.

El dólar mayorista retrocedió 1,1 centavo en la rueda y cerró $ 5,955 por unidad. El aumento de la oferta hizo que el precio llegara a caer casi 3 centavos, hasta un mínimo de $ 5,93.

Ese ingreso de divisas le dio aire al BCRA que, en lo que va del segundo semestre, se había transformado en el principal oferente de divisas del mercado cambiario, del que dependen los pagos de importaciones y servicios que se hacen al exterior.

De julio a esta parte, el BCRA debió vender u$s 3.129 millones para garantizar el nivel indispensable de oferta en la plaza mayorista. u$s 2.000 millones de ellos se fueron en los últimos dos meses.

Ayer, al menos por un día, Marcó del Pont logró frenar esa tendencia. Voceros del BCRA aseguraron que la presidenta de la entidad estaba confiada en que el ingreso de divisas generado por el cambio en las normas del crédito para exportadores se iba a mantener en el mediano plazo. En la entidad esperan que el sector inyecte u$s 2.000 millones en los próximos seis meses.

El optimismo del la entidad rectora no era compartido por todo el mercado. “La mayoría está empezando a analizar la comunicación del Central”, dijeron en un banco. “Entendemos que al ser el primer día, algunos de los que tenían vencimientos en pesos se asustaron y salieron a liquidar algo, no nos queda del todo claro si esto se va a sostener”, dijeron.

En el mercado de granos, por otra parte, también fueron cautelosos. “Con prefinanciaciones a tasa real negativa (por debajo de la inflación) muchos estaban especulando con una devaluación, financiados en pesos y vendidos en dólares”, dijo un operador del MatBa. “Si a esos les sacás el fondeo en pesos, los dejás expuestos, pero después de un reposicionamiento, lo que hacen es dejar de adelantar gastos en pesos y listo. Sirve para arruinar un negocio, pero el efecto en reservas sería neutro”, agregó.

Temas en esta nota