El Gran Campeón Macho de Braford festejó a puro chamamé

La semana pasada se realizó la jura de las principales razas bovinas en La Rural. La cabaña correntina "La Mansión" obtuvo el máximo galardón en Braford.

Por
El toro campeón Braford, “Maguí”, posando luego de la victoria junto a su propietaria, Roxana Gardini, titular de la Cabaña La Mansión, de Empedrado.

El toro campeón Braford, “Maguí”, posando luego de la victoria junto a su propietaria, Roxana Gardini, titular de la Cabaña La Mansión, de Empedrado.

03deAgostode2015a las08:37

“El gran Campeón Macho es la máxima aspiración para cualquier cabañero”, expresó Roxana Gardini, titular de la Cabaña “La Mansión”, luego de consagrarse en la jura de Braford en La Rural de Palermo. Esta cabaña de la zona de Empedrado, Corrientes, participa en la exposición desde el año 1999.

Anteriormente, había obtenido triunfos con hembras: dos campeonas y dos reservadas. “Pero esta es la primera vez que se da con un macho”, expresó Gardini a Clarín Rural luego de la coronación. Para esta exposición, participaron con tres animales.

El toro tiene dos años y, para la titular de la cabaña, cuenta con un gran futuro. “No lo vamos a vender. Vamos a hacer un acuerdo con algún centro de inseminación para comercializar el semen”. El toro había obtenido el año pasado el tercer mejor puesto de la muestra.

Gardini, empresaria, apasionada del campo, y algo reacia a hablar de este éxito, viene de una familia ganadera. Su padre había comenzado en los años 70 con la raza Brahman. Luego, al pasar los años, aseguró que tomó importancia otro tipo de raza, más carnicera. “El objetivo final siempre es producir carne”, dice la cabañera.

La cabaña trabaja en Corrientes y también en Correa, Santa Fe, lugar donde ponen a punto los animales que van a exposiciones, según comenta.

“Tenemos un plantel de madres y se hace transferencia embrionaria. Y la asignación de servicios es con los mejores toros que tenemos”, explica.

Por último, sostiene que la medición de distintos parámetros es un trabajo constante en la cabaña y no solo (en machos) de la clásica cirunsferencia escrotal para ver su crecimiento y evolución.

Temas en esta nota