Más tensión por las reservas: el BCRA vendió otros US$ 120 millones

Lleva dos días perdiendo divisas a ese nivel por sus intervenciones para evitar saltos en el tipo de cambio.

Por
La entidad que conduce Alejandro Vanoli acumula dos jornadas cediendo reservas a ese nivel, con lo que sufrió un egreso superior a los US$ 230 millones.

La entidad que conduce Alejandro Vanoli acumula dos jornadas cediendo reservas a ese nivel, con lo que sufrió un egreso superior a los US$ 230 millones.

03deOctubrede2015a las10:35

El Banco Central (BCRA) se vio obligado ayer a usar otros 120 millones de dólares de sus reservas para abastecer la demanda en una plaza cambiaria local que lo tiene ya como único oferente regular y evitar así que un salto en la cotización oficial del dólar exacerbe el temor a una nueva devaluación del peso.

La entidad que conduce Alejandro Vanoli acumula dos jornadas cediendo reservas a ese nivel, con lo que sufrió un egreso superior a los US$ 230 millones por este motivo sólo en lo que va del mes recién iniciado.

A esa pérdida en sus reservas netas hay que sumar los casi US$ 3300 millones que utilizó para intervenciones cambiarias entre agosto y septiembre (US$ 1494 millones y otros US$ 1800 millones, respectivamente); un egreso que disimuló en el dato contable que difunde a diario (de tenencia bruta) al incorporar poco más de US$ 2400 millones de swap chino, hasta terminar agotando el cupo.

La creciente presión sobre las reservas es un clásico preelectoral. Sólo que, esta vez, parece estar fomentada por el fenomenal atraso cambiario que encareció al peso al nivel de las peores experiencias de décadas anteriores, como la convertibilidad o la no menos famosa época de la "plata dulce".

Esto provoca que todo aquel que tiene oportunidad de demandar divisas (ahorristas, turistas con destino al exterior, empresas que justifican pagos al exterior por deuda o compras, etc.), no haga más que apresurarse todo lo posible para hacerlo.

Un ejemplo de ello es lo que sucede, desde hace meses, con la demanda de dólar ahorro.

A 48 horas de reabierto el cupo mensual de compras que se les habilita a los contribuyentes, unos 327.000 ahorristas ya se lanzaron a comprar dólares, sobre el total de los 380.000 que habían logrado autorizaciones (en los dos primeros días hábiles de septiembre habían sido unos 312.000). Su demanda le generó al BCRA una pérdida de reservas netas por casi US$ 212 millones en apenas dos días (US$ 5100 millones en lo que va del año).

¿Habrá efecto Boden?

"En las últimas ocho semanas hubo una marcada aceleración en el proceso de dolarización", describe el economista Maximiliano Castillo Carrillo, de la consultora ACM, que advierte que todo indica que tiende a incrementarse en las próximas semanas, ante la inminencia de las elecciones.

La duda en el mercado es si el pago del Boden 15, confirmado para pasado mañana, ayudará a calmar la ansiedad dolarizadora de la plaza. "Creemos probable que tamaña inyección de billetes [US$ 5900 millones de los cuales poco menos de la mitad quedaría acá] podría servir para bajar la brecha entre el oficial y el paralelo al menos por un par de semanas", conjeturó ayer la consultora Delphos Invesment. Ayer, por lo pronto, el precio del denominado blue, que venía de hundirse 11 centavos en la jornada previa, se estabilizó en la zona de los $ 15,90 para la venta.

Pero hay escepticismo respecto del impacto sobre la demanda oficial de dólares dada la "sensación" de precios de liquidación que ya se instaló en plaza.

"Acá ya 1,2 millones de personas compran dólar ahorro, son tres veces más de los que tienen cuentas activas abiertas en el mercado local", colocó en perspectiva un operador bursátil para justificar su incredulidad al respecto.

Temas en esta nota