Vuelve el impuesto a los automotores de “alta gama”: cómo afecta en vehículos y pick ups

El megaproyecto de ley presentado por el Gobierno contempla reinstalar el impuesto a los vehículos con un valor mayor a $1,3 millones. Estos autos pasarían a costar entre un 25% y 50% más de los precios actuales.

Fuente: Agrofy News
18deDiciembrede2019a las08:35

El Congreso analiza el megaproyecto de ley presentado por el Gobierno, que contempla el retorno del impuesto a los vehículos que superan el precio de $1.300.000 aproximadamente. Esta alícuota será aplicada al precio de fábrica y será del 20% y a partir de los autos que cuesten más de $2.400.000, el impuesto será del 35%.

Esta presentación se da en un momento que la industria automotriz atraviesa un momento crítico en el país. Según la Asociación de Concesionarios de Automotores de la República Argentina (ACARA) en 2017 se patentaron 900 mil vehículos y este año cierra con 460 mil patentamientos.

“Estamos muy expectantes porque la medida afecta fuertemente los autos de salida de fábrica de 1,3 millones de pesos, cuando antes el límite era más alto. Estamos estudiando cuáles son los modelos afectados en cada una las marcas”, aseguró Ricardo Salomé, presidente de ACARA a radio La Red. 

Por este motivo, el sector automotriz presentó un plan de cara al 2030 que busca articular a todos los actores para poner en funcionamiento nuevamente al rubro. En este sentido, la apuesta a la investigación y desarrollo, asociación entre terminales y empresas y el marco normativo, son los principales ejes del plan. 

Ver también: Guzmán confirmó que el proyecto de ley contempla retenciones del 33% para la soja

De la presentación participó el presidente Alberto Fernández que felicitó al sector por el plan y señaló: "Ponerse de acuerdo y encontrar el punto de equilibrio para darle a los argentinos lo que se merecen, autos accesibles para que todos puedan cumplir el sueño de comprar el primer auto o renovarlo". 

Mientras el sector trabaja en un plan de cara al 2030, el Congreso debate el megaproyecto de ley que contempla un impuesto a los vehículos. El artículo establece que los vehículos que cuesten $1,3 millones en fábrica ($1,8 millones precio al público) pagarán un 20%. 

En el caso de los vehículos con un precio de fábrica mayor a $2,4 millones pagarán un 35%. Según se estima, esto encarecería este tipo de autos casi un 50%. 

En este sentido, Salomé señaló: “Estamos en contra se subir la carga impositiva de los vehículos. Pero las marcas de los segmentos medios y bajos casi no está afectando, por lo menos en un 97%”.

Temas en esta nota