China avanza en su plan de seguridad alimentaria: qué dijo ahora el primer ministro Li Keqiang

“Asegurar que nuestra gente tenga suficiente comida sigue siendo una de las principales prioridades de nuestro Gobierno", destacó.

Por
China avanza en su plan de seguridad alimentaria: qué dijo ahora el primer ministro Li Keqiang
05deMarzode2021a las12:25

China anunció que aumentará el precio mínimo de compra para trigo y arroz y que expandirá el área de siembra de maíz este año. En este sentido, confirma el plan que difundió a través de un documento, en donde se busca aumentar la producción de granos luego del gran crecimiento de precios en los commodities agrícolas.

El artículo de Reuters consigna que las medidas, descritas por el primer ministro Li Keqiang y la agencia estatal de planificación económica en los informes anuales al parlamento, también se producen después de que la pandemia de coronavirus el año pasado alimentara la incertidumbre sobre la seguridad alimentaria en el país más poblado del mundo.

“Asegurar que nuestra gente tenga suficiente comida sigue siendo una de las principales prioridades de nuestro Gobierno. Estamos decididos a garantizar la seguridad alimentaria de nuestros 1.400 millones de habitantes y sabemos que podemos lograrlo ”, dijo Li en su informe de trabajo de 2021.

China compra trigo y arroz, sus granos alimenticios básicos, a los productores locales a un precio mínimo cuando el precio del mercado cae por debajo de ese nivel para apoyar la producción de alimentos. El gobierno chino recortó esos precios de soporte en 2018 después de que las existencias de granos se dispararan. Sin embargo, este año elevó el precio mínimo del trigo por primera vez desde 2014 en medio de un renovado enfoque en la seguridad alimentaria.

Los crecientes precios del maíz también han empujado a las fábricas de alimentos para animales a utilizar más trigo, reduciendo los suministros del grano.

Reconociendo la competencia por la tierra entre la soja y el maíz, el planificador estatal del gigante asiático priorizó una mayor superficie de maíz y dijo que la producción de soja se mantendría estable este año, cambiando las tendencias de años anteriores de grandes aumentos en la producción. También dijo que apoyaría la producción de granos en tierras baldías.

China también trabajará para conservar la tierra negra fértil en el noreste mientras agrega más tierras agrícolas de alta calidad, dijo Li, quien agregó que el país garantizará suministros y precios estables de los productos agrícolas, agregó.

El Ministerio de Finanzas chino dijo que el gasto en almacenamiento de cereales y aceites comestibles seguirá siendo el mismo que el año pasado en 122.500 millones de yuanes (18.920 millones de dólares).

Por otro lado, el planificador estatal destacó la necesidad de continuar con la reconstrucción y estabilización de la producción porcina y el desarrollo de los sectores de ganado vacuno y ovino.

Li añadió que China necesita garantizar la seguridad de los recursos de reproducción animal y vegetal en los cinco años hasta 2025, pero no se establecieron objetivos específicos para la comercialización de cultivos genéticamente modificados.

En declaraciones a los reporteros al margen del parlamento, Tang Renjian, ministro de Agricultura y Asuntos Rurales, dijo que el ministerio está estudiando un plan para ayudar a su sector de cría a cerrar la brecha con países extranjeros. "Nos esforzaremos por ganar esta batalla en unos 10 años de arduo trabajo", dijo.

También está buscando la aprobación del Gobierno para construir un banco de germoplasma, que contiene tejido vivo para mejorar la diversidad genética del ganado y las aves de corral.

China depende en gran medida del material genético importado para sus sectores de carne de pollo, ganado lechero y carne de res. En septiembre se completará un nuevo banco nacional de semillas de cultivos, agregó.

Temas en esta nota

Seguí leyendo