El lunes seguirá la conciliación por el conflicto en Lácteos Mayol

Además de los reclamos laborales que plantea Atilra, la pyme seguirá tramitando la causa penal por robos, amenazas y daños.

Por |
El lunes seguirá la conciliación por el conflicto en Lácteos Mayol
11deMarzode2021a las11:40

Este miércoles se llevó a cabo la primera audiencia en el marco de la conciliación obligatoria por el conflicto que la Asociación de Trabajadores de la Industria Lechera de la República Argentina (ATILRA) desató frente a la planta de Lácteos Mayol, en la localidad bonaerense de General Udaondo. 

La medida que fuera dictada por el Ministerio de Trabajo de la provincia de Buenos Aires rige desde el pasado jueves y por 15 días hábiles y debería promover un acuerdo entre las partes sobre las condiciones laborales de 14 empleados, basado todo en el pedido de la gremial mencionada de abarcarlos a todos en su órbita, pasando a la mayoría desde Alimentación y con un incremento de exigencias ante la empresa. 

Si bien el encuentro debía ser presencial en la Delegación Lobos del Ministerio de Trabajo, ante su titular Dardo Mansilla, por el impedimento de ingreso de la familia Mayol al lugar, se debió generar una conexión virtual desde las instalaciones de la Sociedad Rural de Lobos. 

Por parte de ATILRA se sigue planteando que el reclamo fue pacífico. El mismo se extendió durante seis días y que a pesar de la conciliación debió requerir el desalojo del lugar por parte de la Policía de la provincia, durante la madrugada del pasado sábado.

Mediando una denuncia penal por amenazas y hechos violentos, daños a diferentes propiedades privadas y robos, en la que están involucrados unos cinco trabajadores de la empresa lo que pidió la familia, representada en el acto por Paulina Mayol y sus abogados Juan Fontana y Juan Belardo, acompañados por la abogada Florencia Arietto, fue un cuarto intermedio por 60 días hasta que se expida la Justicia en este sentido. 

Será el próximo lunes cuando las partes se vuelvan a encontrar, estando representado el gremio por el secretario general de la seccional de General Las Heras, Guillermo Arregui, junto al abogado y apoderado de ATILRA a nivel nacional, Alberto Coronel. 

Tal como lo comentara al portal InfoCañuelas uno de los letrados de la láctea, “hemos reconocido desde el primer momento que hay cuestiones que debemos mejorar. Eso es real y se va a ir cumpliendo en la medida de las posibilidades de la empresa, como hemos pedido desde un comienzo. Pero de ninguna manera vamos a tolerar que se reclame por fuera de la ley y cometiendo delitos. Por eso vamos a ser inflexibles en la causa penal”. 

Cabe destacar que no existen trabajadores en negro y todos tienen los aportes en día, que no está en riesgo la salud de los mismos en relación al covid-19 por existir un protocolo en tal sentido. 

Afrontando el pago de una multa por irregularidades con un sólo empleado que ya está regularizado, la empresa pidió que se sancione a ATILRA por incumplir la conciliación obligatoria que llegó con demora para descomprimir el conflicto sobre el cual no hubo advertencia previa alguna. 

Mientras la pyme láctea que cuenta ya más de 86 años de historia retoma sus actividades, luego de jornadas en las que se debió tirar materia prima en la planta y en algunos tambos, las alternativas de las negociaciones se siguieron con atención y se sostiene el apoyo de la comunidad a la empresa conducida por los hermanos Mayol.

Es remarcable que al término del encuentro el Dr. Belardo se encontró con una cubierta cortada en su vehículo y la faltante del auxilio de por robo, complicando la solución del inconveniente.

Temas en esta nota