Aseguran que un buen manejo ganadero reduce hasta un 30 % las emisiones de gases de efecto invernadero

El INTA y la Universidad de Zaragoza, España, realizaron un estudio del impacto de estos gases en la producción ganadera.

Por
Aseguran que un buen manejo ganadero reduce hasta un 30 % las emisiones de gases de efecto invernadero
13deAbrilde2021a las14:55

La ganadería es señalada por ser un sistema de producción que genera emisiones de Gases de Efecto Invernadero (GEI). Por este motivo, investigadores del INTA y la Universidad de Zaragoza, España, realizaron un estudio sobre el impacto del manejo de la hacienda y las emisiones.

El trabajo se realizó en campos del sur de San Luis y los investigadores concluyeron que se puede reducir hasta un 30 % las emisiones. Para ello, es importante realizar un correcto manejo de la ganadería y aplicar tecnología.

Ver también: Efecto invernadero: un estudio abordó la incidencia de la ganadería

“Cuanto más eficiente es el sistema, menor es la emisión que registra y mayor la producción de carne”, aseguraron desde el INTA. En este sentido, el informe destacó que los gases liberados a la atmósfera no solo son un problema para el ambiente, sino que también representan pérdidas para los productores, debido a que la energía ingerida como alimento se pierde en forma de metano.

“En San Luis los sistemas ganaderos de carne vacuna presentan diferencias debido a las condiciones ambientales, de infraestructura, de recursos económicos, sociales y por el sistema de producción”, señaló María Isabel Nieto, especializada en temáticas ambientales y ganadería en sistemas extensivos que trabaja en la Estación Experimental Agropecuaria Catamarca del INTA.

En este sentido, agregó que las diversas interacciones entre gestión productiva y emisiones de gases de efecto invernadero dependen del tipo de sistema de producción, su manejo y gestión. 

“Los valores de las emisiones dependen de la forma en que son expresadas y, además, es muy importante observar el momento de su análisis”, aseguró. El informe está basado en 30 establecimientos del sur de San Luis, que emite 22.277.872 kilogramos de dióxido de carbono equivalente sobre una superficie total de 107.954 hectáreas y con 13.288 animales.

Dependiendo de la tecnología que aplique el productor puede haber, en promedio, un 30 % menos de emisiones, mientras aplique un mejor manejo, el sistema productivo emite menos GEI y obtiene una mayor producción de carne”, puntualizó la investigadora del INTA.

El informe destaca que, si se considera a las emisiones por kilo vendido, los sistemas de cría más recría o recría resultan más amigables con el ambiente que los que realizan solo cría. “La categoría toro es la más sensible a las emisiones de gases”, aseguró el informe

Al mismo tiempo, el trabajo realizado por el INTA y la Universidad de Zaragoza detalló que el sistema cría es el principal contribuyente de la mayoría de los impactos ambientales analizados. También, los sistemas extensivos tienen un mejor rendimiento ambiental, en comparación con los sistemas intensivos en la mayoría de las categorías estudiadas. 

La investigación sostuvo que un manejo moderado o muy buen manejo en los sistemas de cría conduce a reducir las emisiones de GEI. “Argentina dispone de una gran variedad y diversidad de tecnologías factibles de adoptar por los productores y que podrían permitir una importante mitigación en las emisiones de GEI de estos sistemas productivos”, concluyó el equipo de investigación.

Temas en esta nota