Champagne vs Shampanskoye: Rusia inició un conflicto con Francia por las etiquetas

Rusia promulgó una ley que afecta a las importaciones de vinos espumantes de Francia

Por
Champagne vs Shampanskoye: Rusia inició un conflicto con Francia por las etiquetas
06deJuliode2021a las11:53

Champagne, Shampanskoye y vinos espumosos. El conflicto sobre el etiquetado de esta tradicional bebida escaló luego de que Rusia promulgara una ley que exige modificaciones para los productos importados.

Conflicto por el champagne

En la reglamentación prohíbe a usar la traducción rusa de Champagne a las bebidas importadas y solo reserva este término para los vinos espumosos producidos en el país.

El ministro de Agricultura francés, Julien Denormandie, dijo hoy martes que 'champán' era un nombre que podría usarse en vinos espumosos de la región del mismo nombre en Francia, aunque otros países en ocasiones intentaron reclamar la denominación como suya. Denormandie reaccionó después de que Rusia promulgó el viernes una ley que requiere que los productores extranjeros de vino espumoso describan su producto como tal en la parte posterior de la botella y no en el frente.

En tanto, solo los fabricantes de "shampanskoye" ruso pueden continuar usando ese término solo.

"Pueden imaginarse la reacción de las autoridades francesas", dijo Denormandie a Sud Radio. "La palabra Champagne proviene de esa hermosa región de Francia donde se produce el champán", continuó.

El grupo productor Abrau-Durso (de Rusia) dijo que una nueva ley que exige que las botellas de champán francés y otras efervescentes extranjeras tengan una referencia a "vino espumoso" en la botella no ayudaría mucho a estimular las ventas del "shampanskoye" de Rusia.

La ley, que tiene como objetivo proteger al "shampanskoye" otorgándole un estatus único y eximiéndolo de la regla, ha provocado protestas en Francia, que guarda celosamente el "champán" producido en su región de Champaña como un producto único que se diferencia de todo lo fabricado en otras regiones francesas o el resto del mundo.

Pavel Titov, presidente de Abrau-Durso y copropietario con su padre, dijo a Reuters que no creía que la nueva ley cambiaría el nivel de competencia en el mercado ruso. "Estamos en segmentos de precios completamente diferentes: el champán francés importado es muchas veces más caro", dijo.

Las acciones de Abrau-Durso, que el año pasado rebautizaron su marca “Russkoye shampanskoye” como “Russkoye igristoe”, o chispa rusa, subieron un 0,5% en la jornada del martes y en un momento casi un 9% desde el comienzo de la semana.

Abrau-Durso exporta sus vinos a 24 países, pero no a Francia, dijo Titov, que había dicho a los medios franceses el sábado que esperaba que el problema, que llevó a algunos en la industria francesa del champán a instar a los productores a detener los envíos a Rusia, se resolviera a favor de las normas y estándares globales. De igual manera, algunos productores de champán franceses han dicho que cumplirían con la ley para mantener el acceso al mercado de Rusia.

El grupo francés de la industria del champán pidió a sus miembros que detuvieran por el momento todos los envíos a Rusia y dijo que el nombre "champán", que se refiere a la región de Francia de donde proviene la bebida, tiene protección legal en 120 países.

"El Comité de Champagne deplora el hecho de que esta legislación no garantiza que los consumidores rusos tengan información clara y transparente sobre el origen y las características del vino", dijeron en un comunicado Maxime Toubart y Jean-Marie Barillere, copresidentes del grupo.

El ministro de Comercio francés, Franck Riester, dijo que estaba siguiendo de cerca la nueva ley rusa y que estaba en contacto con la industria del vino y los socios europeos de Francia. "Apoyaremos indefectiblemente a nuestros productores y la excelencia francesa", dijo en Twitter.

Moet Hennessy, el fabricante francés propiedad de LVMH de los champagnes Veuve Clicquot y Don Perignon, dijo el domingo que comenzaría a agregar la designación "vino espumoso" en la parte posterior de las botellas destinadas a Rusia para cumplir con la ley.

La Comisión Europea dijo que la legislación en Rusia con respecto a las bebidas espirituosas y el vino tendría un impacto considerable en las exportaciones de vino y haría todo lo posible para expresar su desacuerdo y preocupación. "Haremos todo lo necesario para proteger nuestros derechos y tomar las medidas necesarias si esta ley entra en vigor", dijo la portavoz de la Comisión Europea, Miriam García Ferrer.

Cuando se le preguntó qué contramedidas podría tomar la Unión Europea en respuesta a la ley rusa, dijo que era prematuro discutir tal situación.

Temas en esta nota

Cargando...