Ratifican créditos para reactivar al sector ganadero del sur del país

La iniciativa, impulsada por el Consejo Federal de Inversiones (CFI) y el Gobierno rionegrino, apunta a asistir al micro, pequeño y mediano sector ganadero. Se trata de una línea con tasa subsidiada.

Por
25deOctubrede2011a las10:59

El Consejo Federal de Inversiones (CFI) confirmó que la línea  de créditos que otorga para reactivación productiva a ganaderos rionegrinos tiene una tasa de interés variable equivalente a la que contempla el Banco Nación para depósitos a plazo fijo a 30 días, actualmente del 7,5 por ciento nominal anual.

El Estado rionegrino, por su parte, subsidiará la tasa de interés nominal anual de los préstamos de la línea de créditos para la reactivación productiva del CFI, destinados a la actividad ganadera bovina y que cumplan anualmente con las prácticas de manejo, nutrición y sanidad establecidas por la Dirección de Ganadería.

De ese modo, el CFI y Río Negro ya ratificaron el convenio que firmaron el 26 de agosto, por el cual el organismo federal asiste al micro, pequeño y mediano sector ganadero, a través  de varias líneas de crédito.

El CFI planteó que mantiene la línea de reactivación productiva con una tasa de interés diferencial y competitiva, atendiendo a “las necesidades de las empresas que presenten proyectos rentables y sustentables en el tiempo”, consignó ADN.

En consideración al panorama que atraviesan las economías regionales, el CFI dispuso aplicar a dicha línea una tasa de interés variable equivalente a la tasa pasiva del Banco Nación para depósitos a plazo fijo a 30 días, que a la fecha es del 7,5 por ciento nominal anual.

Río Negro consideró, asimismo, viable disminuir aún más la referida tasa, con el propósito de “mejorar la competitividad del crédito que se ofrece a la actividad ganadera bovina rionegrina”

También en este contexto, la provincia aportará los recursos necesarios para subsidiar la tasa de interés nominal anual de los préstamos de la “línea de créditos para la reactivación productiva” resultante de las variaciones que se produzca por encima del 6 por ciento y la tasa vigente al momento de la amortización del préstamo.

Temas en esta nota