Ola de calor afecta a la soja en Estados Unidos

La soja se encuentra atravesando el crítico período de llenado de granos en un contexto climático poco favorable en Estados Unidos.

Por
Ola de calor afecta a la soja en Estados Unidos
12deSeptiembrede2013a las07:51

El mercado comienza a transitar el último tramo de esta campaña. En este año en particular, el mercado climático de los Estados Unidos, que normalmente nos acompaña hasta el momento habitual de la recolección, se prorrogará varias semanas más. Es que en esta campaña la siembra se demoró y esta circunstancia incide en el cálculo del tamaño final de la cosecha, que no se conocerá hasta bien entrado el mes de octubre.

Aparentemente, y según las cotizaciones de Chicago, el cultivo más afectado por la reciente ola de calor en la región agrícola central de ese país ha sido la soja. La relación de precios de nueva cosecha entre este cultivo y el maíz se encuentra muy elevada, casi en una relación de 3 a 1 a favor de la oleaginosa, lo que denota la preocupación del mercado en este último tramo de la campaña. La soja se encuentra atravesando el crítico período de llenado de granos en un contexto climático poco favorable.

La consultora estadounidense FC Stone estimó que los rendimientos que se obtendrán en maíz en esta campaña alcanzarán los 9.817 kilos por hectárea y la cosecha se ubicará en los 354,13 millones de toneladas. El Departamento de Agricultura de Estados Unidos (USDA) había proyectado una producción total de 349,6 millones de toneladas en su último informe del mes anterior.

En relación con el cultivo de soja, FC Stone proyecta rendimientos de 2.771 kilos por hectárea, con una producción final de 85,6 millones de toneladas. En el informe de agosto, el USDA estimó que la cosecha de soja en este país alcanzará los 88,6 millones de toneladas, lo que confirmaría un marcado deterioro de estos cultivos en el curso de las últimas tres semanas.

También la consultora Informa Economics formuló sus proyecciones para esta campaña estadounidense. Informa estima una campaña de maíz de 356 millones de toneladas, la más elevada de las proyecciones privadas conocidas, en tanto que para soja la consultora proyecta 88,1 millones de toneladas, también la más elevada de las encuestas.

Informe

Para el informe de hoy se anticipa, en promedio, que el USDA revelaría una producción de maíz de 346,5 millones de toneladas. El rango de producción de los operadores se ubica entre 339,3 millones de toneladas y 356 millones de toneladas.

En soja, el mercado aguarda en promedio una cifra de producción de 85,3 millones de toneladas, con un rango de entre 87,3 millones de toneladas y 81,1 millones de toneladas.

El "rally" en el mercado de soja de Chicago impulsó las cotizaciones al nivel de u$s 518 para la posición de entrega en el mes de noviembre. Éste es un año particularmente incierto para determinar el tamaño final de la cosecha, por la siembra tardía y la amenaza latente de heladas tempranas, que en esta temporada podrían llegar a afectar a una cantidad importante de cultivos inmaduros. Algunos analistas internacionales vaticinan cotizaciones sustancialmente más elevadas en el caso de registrarse problemas sobre el final de la campaña, situación que podría llevar los precios hasta un nivel de u$s 560 por tonelada.

El mercado, en cambio, no se encuentra tan optimista para las cotizaciones del maíz, que ya llevó a cabo su etapa de polinización sin mayores inconvenientes. 

De todos modos, la relación de precios entre la oleaginosa y el maíz se encuentra en una etapa históricamente alta, lo que seguramente despertará interés por el grano forrajero, particularmente de la demanda asiática en esta campaña. 

Esta plaza se encuentra sobrevendida en relación con otras, y es probable que Estados Unidos vuelva a reconquistar mercados en esta campaña, luego de la fuerte reducción productiva del ciclo anterior por culpa de la sequía. De todos modos, es posible que también Sudamérica y Ucrania se encuentren activos disputando mercados, lo que limitará en alguna medida el impulso exportador norteamericano.

El USDA informaba en el inicio de esta semana que los cultivos de maíz en situación "buena a excelente" alcanzan al 54%, en comparación con el 56% de la semana anterior y el 22% del año pasado en esta fecha. 

Los cultivos que ya se encuentran maduros alcanzan al 9%, en comparación con el 28% del promedio de las últimas cinco campañas.

En relación con la soja, el USDA estima que el 52% de los cultivos se encuentra "bien a excelente", comparado con el 54% de la semana anterior y el 32% de 2012.

En relación con el trigo, la variedad invernal se encuentra sembrada en un 5%, en línea con el promedio de las últimas cinco campañas.

El trigo de primavera se ha recolectado en el 80% de su superficie, en comparación con el 64% de la semana anterior y el 79% del promedio histórico.

Temas en esta nota