Campos ganaderos con el freno de mano

Si bien algunos operadores perciben un mayor interés de inversores en posicionarse en estos campos, en materia de arrendamientos advierten bajas.

Por
Campos ganaderos con el freno de mano
14deJuniode2014a las08:09

Los alquileres ganaderos no logran tomar impulso. Si bien algunos operadores perciben un mayor interés de inversores en posicionarse en estos campos, en materia de arrendamientos advierten bajas que contrastan con la recuperación de la hacienda en parte de 2014.

"En general, se están renegociando hacia una baja del orden del 20% respecto del año anterior. Como referencia, campos en la Cuenca del Salado con una receptividad de 0,65 ug/ha que se alquilaban en 60/65 kilos por hectárea/año se están renegociando en el orden de los 50/55 kgs/ha/año", graficó Juan José Madero, director de la división campos de L. J. Ramos Brokers Inmobiliarios.

INTERÉS

Pese a esta situación, hay gente tratando de poner un pie en la actividad, según destacan algunos operadores.

"Últimamente se está presentando un mayor interés por alquileres ganaderos. Se estima que la ganadería va a mejorar sus márgenes en un futuro a mediano plazo y muchos están tomando posición en este negocio", afirmó Federico Nordheimer.

Mientras tanto, Marcos Lanusse, consultor, observa que no hay mucha demanda por alquilar.

"El resultado económico tanto para los criadores como invernadores es ajustado. Esto hace que no haya mucha demanda por el alquiler de campos ganaderos. Sin embargo, tampoco hay demasiada oferta de campos ganaderos para arrendar y esto se deba quizás a que los productores prefieren aguantar un poco más antes de liquidar su stock y arrendar sus campos, esperanzados en que en el mediano plazo sus resultados económicos puedan cambiar", dijo.

Para Cristián Beláustegui, presidente de Compañía Argentina de Tierras (CAT), "la ganadería necesita un mayor horizonte de tiempo para desarrollarse y un contexto de políticas amigables que la acompañen, cosa que no sucede hasta ahora".

Según el operador, para campos de cría de la cuenca del Salado los valores están en el orden de 60 a 65 kilos de novillo por hectárea al año para aquellos que cuenten con una receptividad de 0,6/0,7 unidad ganadera por hectárea.

EL PULSO DE LOS OPERADORES

Cierre de contratos y modalidad de pago

Agustín De Elizalde de Elizalde, Garrahan &Cía

"En los campos de buena calidad se siguen manteniendo los quinales fijos. En zonas marginales son casi la mayoría a porcentaje"

Cristián Beláustegui. Presidente de CAT

"En zonas de la pampa húmeda donde la cosecha se levantó los alquileres ya están concertados casi todos"

Temas en esta nota

Seguí leyendo