CRA no descarta ir a una protesta tambera

Se definió este jueves en una asamblea en la Sociedad Rural de Rosario que se revise a la cadena comercial para obtener mejor precio al productor. De no haber respuestas efectivas, podría haber reclamos.

Por |
Asamblea en la Sociedad Rural de Rosario.

Asamblea en la Sociedad Rural de Rosario.

13deJuliode2018a las08:17

En medio de una crisis creciente de la lechería, se llevó a cabo este jueves durante varias horas en la Sociedad Rural de Rosario una asamblea de representantes del sector dentro de Confederación Rurales Argentinas para analizar los pasos a seguir, pidiendo sobre todo por una mejora en el precio al productor.

“El tema preponderante que se discutió es la necesidad de un incremento de precio para salir de la situación de pérdida, de quebranto en la que se encuentran los tambos. También se habló de la necesidad de financiamiento”, dijo a Agrofy Jorge Chemes, el responsable del área lechera a nivel nacional en CRA, que encabezó el encuentro en el que también se relevaron herramientas de ordenamiento sectorial, e incluso las variables para conseguir mercados institucionalizados para la leche.

Frente a representantes de Carsfe, Carbap, Farer y Cartez se expuso que frente a los 6,70 cobrados en promedio hoy, la ecuación respecto a los productos lácteos elaborados daría posibilidades de liquidar en ocho pesos promedio por litro de materia prima. De esta manera,“mostramos los números para que la opinión pública vea la gravedad de la pérdida que se está teniendo entre precios que se cobran y costos de producción en el tambo”, agregó el dirigente.

También “se ha decidido solicitar reuniones a los ministros de las provincias que tienen lechería, porque consideramos que con las pérdidas de tambos las provincias están perdiendo mucho dinero y se están perjudicando en todo su desarrollo. Necesitamos que se comprometan con nuestros reclamos y poder empezar a trabajar juntos, que es algo que hasta ahora no se había puesto en marcha. Este es un primer paso para poder trabajar también con la Nación”.

Mirando a Buenos Aires, Córdoba, Santa Fe y Entre Ríos, la entidad busca en la Nación empujar un poco las decisiones y la acción en defensa de los productores, ya que según el comunicado oficial del encuentro se esgrime que “los funcionarios responsables del Gobierno Nacional no han dado respuesta acorde a la grave situación coyuntural y estructural de la lechería”, aludiendo a que el 75,4 por ciento de la producción argentina de leche está en la potestad de los tambos de hasta tres mil litros diarios.

“Necesitamos que se genere un cambio, que urgentemente las solicitudes sean tenidas en cuenta y que se encuentren alternativas para mejorar el precio. Si esto sigue así en pocos meses tendremos a muchos productores afuera del sistema”, sostiene Chemes, relevando el deterioro del sector primario nacional.

Ante la realidad de un Gobierno Nacional situado sobre la “no intervención del precio”, lo que el dirigente entrerriano de CRA expresa que “desde hace mucho tiempo venimos planteando que el dinero que necesita la producción está dentro de la cadena, por lo tanto no estamos pidiendo plata de ningún sector, ni un sacrificio de nadie. El criterio es el mismo que el que aplica el comercio o la industria cuando necesita un ajuste de precio, que termina siempre en la espalda del productor, que es el único eslabón que no tiene a quién transferirle el ajuste”.

Es por esto que Chemes  explica que “así como nosotros hemos hecho un sacrificio durante muchos años para poder sobrevivir y mantener una producción lechera, creo que es el momento en el que la cuestión sea al revés, donde los otros eslabones resignen parte de ese dinero para que nosotros podamos sobrevivir. En algún momento, si la lechería sigue mal esto lo van a sentir las industrias, porque a la velocidad que se están cerrando tambos va a empezar a faltar materia prima”.

Sobre el final de la reunión, la presencia de la ministra de la Producción de Santa Fe, Alicia Ciciliani, que sabía del encuentro sirvió para confirmar la voluntad del gobernador Miguel Lifschitz de atender a la representación de los productores, con lo cual se entiende que al menos en este territorio el trámite sería más ágil.

Se resolvió finalmente mantenerse en estado de alerta, no descartando futuras medidas de acción gremial al respecto.

En conclusión, Jorge Chemes sostuvo que como entidad “dejamos abierta la posibilidad de una protesta. No estamos poniendo fechas, pero estamos empezando a generar este tipo de acciones con las provincias y si no tenemos respuestas se verá en qué momento se puede hacer algún reclamo”.

Cabe destacar que hay entidades agropecuarias que organizan algún tipo de manifestación en la Capital Federal. En este sentido Federación Agraria junto a lechería y otras entidades, definió el 26 de julio como el día para la protesta.

Temas en esta nota

Seguí leyendo