Las vacas argentinas que coparon el podio de una competencia internacional

Tres vacas de una familia productora de Santa Fe se llevaron por completo un campeonato que se realiza en forma virtual

Las vacas argentinas que coparon el podio de una competencia internacional
21deNoviembrede2022a las12:42

Como una herencia positiva de los tiempos de pandemia, este sábado se realizó la segunda edición de la Copa Holstein Sudamericana, una competencia virtual de la raza Holando en la que participan animales y jurados de los principales países lecheros de esta parte del mundo.

Colombia, Ecuador, Perú, Paraguay, Brasil, Argentina y Uruguay presentaron a sus mejores ejemplares en el segundo año consecutivo de esta iniciativa virtual que se pudo seguir por streaming.

Ver también: El poder de Messi: qué relación tiene la lecheria de la India con el fútbol argentino

Concurso de Holando 

Con elevado nivel de la raza, a través de video y por conexión simultánea, se conoció el resultado de una votación que destaca la calidad del rodeo lechero argentino, en donde Juan José Felissia fue designado como jurado para representar a la Argentina en la competencia.

Si bien votaron todos los países, representados por su jurado, fue el italiano Giuseppe Beltramino el encargado de justificar el podio de este concurso que fue todo argentino, completamente santafesino, y con el destaque exclusivo de la cabaña La Luisa, de Guillermo Miretti e hijos, que con base en la localidad de Ataliva, hacen de la cría de la raza Holando Argentino un arte que se ve en las pistas en cada exposición y en la producción de todos los días.

Fue GAJC Bangkok Imax Winnie la gran campeona, un animal excelso y que desde la principal cuenca lechera del continente se impuso ante sus compañeras de cabaña, GAJC Sally Delta Dominque, como reservada; y en el tercer lugar, GAJC Carolita Byway Cenicienta.

“Esta es una vaca extraordinaria. Me sorprende que las tres campeonas sean una vez más de nivel impresionante. Las primeras dos vacas se parecen mucho, son dos lugares muy cercanos. La vaca más joven aventaja un poco a la reservada por la fortaleza del lomo, el ángulo de la grupa y la inserción de la ubre puede ser aún más perfecta que la de la vaca en segundo lugar”, explicó el italiano, destacando que “la reservada es más parecida a la campeona en el carácter lechero, sobre la tercera, con un tipo más femenino, por un cuello más largo y una vaca más fina de hueso”.

“Quiero felicitar en nombre de todos los jurados a todos los ganaderos que nos presentaron ejemplares de gran nivel”, concluyó.

En el premio de Conjunto de Vacas Lecheras, la selección de la Asociación de Criadores de Holando Argentino fue la mejor puntuada y ganadora, sobre el de Uruguay y el de Perú.

De un total de 4.200 dólares en premios, Argentina sumó 2.900 dólares entre los diferentes premios y categorías, mientras que Uruguay quedó segundo con mil dólares. Paraguay fue el tercer país en el podio con 300 dólares en premios.

El dinero, según definió la Asociación de Criadores Holando Argentino será destinado a instituciones educativas en Ataliva y Rafaela de la provincia de Santa Fe, pero también a una escuela de San Francisco, Córdoba, según corresponda proporcionalmente.

Juan Ignacio Mangado, flamante presidente de la Sociedad de Criadores Holando de Uruguay, renovó el compromiso de seguir trabajando por esta Copa. “Un camino de cien leguas se recorre dando un primer paso”, dijo al destacar la tarea del grupo organizador, pero también agradeciendo el nivel de los expositores y de los jurados.

Mariano Brave, secretario ejecutivo de ACHA explicó que “en Argentina este año tuvimos la presentación de 30 animales, de los cuales seleccionamos a 15, que es un buen número, de los que quedaron dos por categoría”.

En el resto de los segmentos también nuestro país tuvo un excelente desempeño con la campeona en el Campeonato Intermedio con GAJC Moria Doorman Niña de Miretti, también ganadora edel campeonato en la categoría 4 de vacas de dos años en lactancia. En Solteras la campeona fue de los hermanos Felissia, Ninin Shery Epic Undenied, también campeona en la categoría 3 de vaquillonas; y la tercera fue Realidad S Junacala Claynook Junca de Javier Cassineri. Este mismo animal fue campeón en ternera junior en la categoría 1.

La categoría 5 de vacas 3 años en lactancia, Uruguay se quedó con las mejores, mientras que la tercera fue para Campazú Zugapa 4514 Five Star de la cabaña bonaerense Campazú.

En la categoría 6, fue campeona GAJC Bangkok Imax Winnie de los Miretti, en vaca 4 años en lactancia.

En la categoría 7, vaca 5 años en lactancia, el campeonato fue para GAJC Carolita Byway Cenicienta, mientras que la reservada fue Ninin Ruby Atwood Yoder de los hermanos Felissia.

Finalmente, la cateogría 8 de vacas de seis años o más en lactancia, la campeona fue GAJC Sally Delta Dominique de los Miretti.

Con el orgullo de los premios, que no tienen que relación con una recompensa económica, sino con el reconocimiento de un trabajo que está por cumplir tres décadas, pero con un tradición en blanco y negro de toda la vida, Gabriel Miretti dice convencido, “muchos nos conocen como cabaña de las exposiciones, pero nosotros todos los días ordeñamos en tres establecimientos unas 860 vacas. Estamos haciendo entre 28 y 29 mil litros diarios. Aparte del show, nosotros somos productores de leche, así que nos encantan las buenas vacas, las vacas lecheras, que produzcan mucho y que vivan mucho tiempo. La selección nuestra genéticamente va para ese lado, que los productores cada día tengan mejores vacas, que produzcan más y que duren mucho”.

Formación

El mismo sábado, pero por la mañana, en la Cabaña La Luisa se dieron cita muchos fanáticos de las vacas de la raza Holando, para participar activamente, pero también como público de lo que fue una reunión abierta de jurados, para la formación de los futuros evaluadores de la raza.

Este fue el primer encuentro abierto, desde el inicio de la pandemia, ya que uno anterior en Brandsen había sido más reducida. 

“Es importante retomar estas actividades, porque la Comisión de Jurados además de trabajar en las competencias a campo, en los remates, en las exposiciones por todo el país y en el exterior, es fundamental la docencia y la extensión y la docencia para seguir trabajando en la formación de profesionales y jurados”, explicó Brave, sobre un número que ronda los 15 jurados a nivel nacional, mientras que se estima en 20 los aspirantes a completar esta capacitación que demanda algo más de un año, con la sugerencia de participar como secretarios en exposiciones, además de cursos y charlas.

La jornada se organizó con las categorías habituales que se pueden ver en las pistas de las exposiciones, con todos animales de la familia Miretti a los que se los evaluó como se hace habitualmente. Jurados experimentados dieron su veredicto, pero también hicieron su práctica quienes se están formando en el tema. Esta actividad genera una práctica en la comunicación de los fundamentos de la raza más lechera de la Argentina, pero también sirve para equiparar criterios.

Con un ejercicio del juzgamiento, pero también con la explicación por ejemplar de los caracteres de funcionalidad, para que todos entiendan mejor la importancia de la conformación de los animales para producir mucho y durar en los tambos con bajo costo de mantenimiento.

Para nosotros es muy importante recibir a todo el cuerpo de jurados de ACHA y a todos los aspirantes en nuestra casa. Estas actividades nos hacen pensar en la agenda del año que viene, para capacitar a mayor cantidad de gente en la conformación de las vacas, en cómo deben ser. El futuro de estas reuniones es que haya cada vez más chicos y técnicos que entiendan la utilidad de la raza”, dijo Gabriel Miretti.

Uno de los tres hijos de Guillermo, que cada día trabajan en la cabaña destaca que tener en eventos así a productores, permite que quienes hacen a la lechería desde el eslabón primario entiendan de mejor manera cómo la conformación es “correlativa” con la producción de los animales en el tambo, en cada etapa de su vida, pero sobre todo para ir eligiendo las vacas que están en cada establecimiento.

Experto en Holando, referente en genética y genómica de esta raza bovina de leche, Horacio Larrea explicó a Agrofy News que la jornada se sostiene en la extensión y capacitación de técnicos en zootecnia, “el análisis de la conformación de animales como criterio de selección en la búsqueda de vacas más funcionales, más lecheras, más eficientes y más rentables”.

Como uno de los que más andan en los corrales, en las cabañas y que trabajan para la mejora en estos aspectos, Larrea comenta que “la raza Holando es la que mayoritariamente se obtiene la leche en Argentina, ingresada al país hace muchísimos años, conservando siempre la condición de ser un sector muy pujante especialmente a nivel de selección genética, de núcleos genéticos, del trabajo en las cabañas, donde históricamente se ha utilizado muchísima genética del exterior que se ha multiplicado en el país”.

“A medida que se va a aplicando más tecnología, que se va a dando más confort en los tambos y mejor alimentación, muchos productores empiezan a descubrir el verdadero potencial genético que tenían sus vacas, que no lo podían expresar por no haber tenido las condiciones ideales de manejo para que pudieran dar tanta leche”.

Larrea entiende que “estamos en una etapa de redescubrimiento de la genética, como una herramienta que le permite al productor vacas que produccen más leche y con menor costo de manteimiento, que son los dos objetivos de selección”.

La lechería siempre está dando una pelea que se ata a lo cotidiano, sin embargo, “tenemos una visión de futuro que permite mirarlo con mucho optimismo, pero también entendiendo que hay un montón de desafíos que van a tener las nuevas generaciones de productores lecheros”.

Lo que viene es una demanda de alimentos en el mundo que va a llegar al 50 por ciento más de las cifras actuales para 2050, con lo cual “estamos en un país que es un productor por excelencia y con un potencial muchísimo más grande de lo que es hoy, por eso es más promisorio si se tiene en cuenta la aplicación de alta tecnología, muy intensificada y una mano de obra muy capacitada para manejar los tambos para lo que viene hacia futuro”.

Del mismo modo, los desafíos están dados por “una producción lechera más amigable con el ambiente, con sustentabilidad en los sistemas de producción, con reutilización de efluentes y donde la emisión de metano será uno de las variables a mirar, para ir la carbono negativo en los próximos años, tendiendo a producir más leche con menor cantidad de animales con mayor eficiencia de alimentación”.

Concluye Horacio Larrea que “hoy las tecnologías hacen que al trabajar al nivel de genoma no es la raza el medio de selección, sino que se buscan genes que nos permiten trabajar con animales con mayor resistencia a enfermedades y con mejor índice de conversión, esos son los grandes objetivos de selección de cara a los próximoa veinte años”.

Temas en esta nota

Cargando...