Se frenó la crecida del Paraná: notable recuperación de los precios de la hacienda en la zona de las islas

Los novillitos livianos con destino a invernada se comercializan a un valor general de entre 3,90 y 4,00 $/kg, mientras que dos semanas atrás se negociaba entre 3,40 y 3,60 $/kg.

Por
12deNoviembrede2009a las15:54

En los últimos días, a partir de la estabilización de la crecida que venía registrando el Río Paraná, comenzaron a recuperarse los precios de las principales categorías de hacienda en la zona de influencia de las islas de Entre Ríos, Santa Fe y norte de Buenos Aires

Buena parte de los productores ganaderos que tienen hacienda en islas frenaron los operativos de retiro de animales. En la zona enterriana de La Paz, por ejemplo, hoy la altura del Paraná, según datos de Prefectura Naval, está en 5,52 metros, un nivel dos centímetros inferior al de ayer miércoles (para el 20 de noviembre el Instituto Nacional del Agua proyecta que bajará a 5,40 metros).

Gustavo Álvarez, presidente de la Sociedad Rural de La Paz, manifestó hoy a Infocampo.com.ar que "por suerte en nuestra zona se llegó al pico la semana pasada y ahora estamosen alerta por si se producen nuevas lluvias que podrían complicar la situación".

En la actualidad los novillitos livianos con destino a invernada se comercializan a un valor general de entre 3,90 y 4,00 $/kg, mientras que dos semanas atrás, en plena crecida del río, dicha categoría se negociaba entre 3,40 y 3,60 $/kg. 

"El nivel del agua comenzó a bajar, lo que provocó una recuperación en los precios de la invernada y del gordo, que ahora se vende a un valor promedio de 3,50 $/kg", comentó hoy a Infocampo.com.ar Ramón Leonarduzi, gerente de la cooperativa La Ganadera de General Ramírez en Entre Ríos.

"Se prevé que en las próximas semanas parte de la hacienda que fue retirada vuelva a colocarse en las zonas isleñas", indicó Leonarduzi, para luego mencionar que "aquellos que tuvieron que vender los animales, lo han hecho con una caída de precios lógica".

En 2007 se registró una crecida del Río Paraná bastante similar a la ocurrida días atrás; en ese momento muchos productores perdieron una gran cantidad de cabezas al no tomar precauciones con la debida anticipación. Este año, a partir de lo aprendido en esa experiencia, se actuó con previsión.

Temas en esta nota