Tradición y pasión en el Concurso Lechero de Rafaela

Babucha es la vaca de la Cabaña La Luisa que en dos días produjo 141,450 litros de leche, durante la 98º edición de la competencia que tiene lugar en el inicio de la ExpoRural más antigua del interior del país.

Por |
Ya son 98 años ininterrumpidos de la competencia.

Ya son 98 años ininterrumpidos de la competencia.

10deAgostode2018a las08:30

No se puede dimensionar cuánto de pasión tiene el tambo, tampoco el afecto a los animales que hace que esta actividad siga siendo lo que es, más allá de cualquier contexto.

Algo de esto se explica cada año en el mes de agosto con el Concurso Lechero de la ExpoRural de Rafaela y la región, la segunda más antigua del país que cumple 111 ediciones en este 2018. Pero ya son 98 años ininterrumpidos de la competencia, única en su tipo que pone a los mejores animales de la cuenca lechera a demostrar las razones esenciales de la actividad.

En esta oportunidad fueron dos cabañas las que presentaron a tres vacas en total que durante dos días sorprendieron con su rendimiento y en su condición de verdaderas máquinas de leche.

Hace dos meses La Lilia, de Colonia Aldao, empezó a preparar a La Lilia Diva Gloria Doorman, con alimentación especial y un cuidado que la acostumbre a la exposición, sobre todo a convivir con gente todo el tiempo y ruidos que no son comunes en la cabaña. Pero la competencia estaba muy fuerte y con 117, 460 litros y un puntaje de 610,374, incluyendo el hándicap de una categoría menor no alcanzaron para pelear de forma más ajustada.

A pocos kilómetros en el centro-oeste de la provincia de Santa Fe, en Ataliva, La Luisa tenía a dos candidatas muy contundentes.

Desde el primero de cuatro ordeños, GAJC Babucha Manoman Bombi ofreció un desempeño importantísimo con no menos de 34 litros por extracción, sumando 141,450 litros, 687,821 puntos, correspondiendo 6,244 kilos de grasa y 4,472 kilos de proteína.

“La vaca en el campo venía rindiendo bien, con buena cantidad de leche y buenos sólidos. La vaca negra, la más chica, venía bien también pero acá en la Rural se nos pinchó un poco por el stress del traslado y recién ahora empezó a repuntar, además hay que tener en cuenta que este año tuvimos que ordeñar en otro galpón y eso puede alterarlas”, describe José, su cuidador y el encargado de acompañar al animal  en un proceso que demuestra que la lechería se sigue superando.

Confiado en su trabajo, incluso en el preparto del animal cada detalle cuenta para obtener el resultado. Existe una programación del parto para, al menos, un mes y medio antes del Concurso, por lo tanto es un año de anticipación en todo este plan y así fue que en mayo y principios de junio las dos vacas de la dinastía iniciada por Don Guillermo Miretti llegaron para lucirse.

El segundo puesto fue de Carolina con 140,750 litros en dos días, sumando 617,505 puntos, con 5,047 kilos de grasa y 3,778 kilos de proteína.   

Uno de los sucesores, Gabriel Miretti le contó a Agrofy News que “la vaca de concurso se maneja con pasto seco, alfalfa de buena calidad y un balanceado preparado especial, que en nuestro caso lo formula el nutricionista José Maistegui, que tiene su secreto. Se la acostumbra a comer eso, cada animal come la cantidad que considere, con la rutina de ordeño tradicional en el tambo”.

Todo esto tiene el encanto de llegar al momento en el que las ordeñadoras portátiles se encienden y a pesar del ruido, existe un silencio respetuoso hasta que la ubre dice basta. La quietud mezclada con tensión se prolonga hasta que entre tachos de aluminio se pesa la leche, se toma la muestra para que el INTI Lácteos Rafaela haga el análisis de calidad y así se determinen los puntos totales, luego de volcar en una planilla minuciosamente cada número.

Existe una emoción que subyace en todo este proceso que se inicia un día antes que la exposición abra sus puertas, pero que se celebra hasta el final de la muestra, en la que todos se asombran con estas máquinas productoras de una materia prima fundamental, superando todas las crisis, afrontando todos los desafíos.

Ayer los Miretti ganaron por décima vez en 15 años en la competencia que hace lucir a la 111º ExpoRural. El orgullo en la familia, entre quienes forman parte de la Cabaña se pudo ver en lo que en definitiva fue un festejo bien de tambo, con picada y algo para brindar en el Galpón de Toros de Rafaela, que los llevará una vez más a la pista el domingo con todos los honores.

 

Temas en esta nota

Seguí leyendo